Las pésimas decisiones del presidente AMLO respecto a los asuntos energéticos han ocasionado la inminente debacle de la petrolera PEMEX, con pérdidas millonarias en 2019 y aún peores en los primeros meses de 2020. La fiesta socialista que terminarán pagando todos los mexicanos.

Uno de los ejes principales de la campaña del ahora presidente López Obrador (AMLO) fue “recuperar la soberanía energética del país”. Como buen aprendiz de Hugo Chávez y político mexicano atorado en los 70s, López Obrador creyó (y sigue creyendo) que para lograr su prometido 6% de crecimiento anual y para obtener recursos para sus programas clientelares, el secreto yacía en PEMEX, la enrome petrolera estatal de México.

Debido a errores acumulados en su gestión, lo que el mandatario prometió que sería la gallina de los huevos de oro terminó convirtiéndose en el agujero negro de las finanzas del país.

Sin olvidar los graves errores y escándalos del sexenio pasado, un gran acierto que sí se logró por el anterior gobierno fue la reforma energética, en la cual se planteó una mayor participación del sector privado en conjunto con Pemex.

AMLO siempre estuvo contundentemente en contra y fue uno de sus principales discursos de ataques en su campaña. Una vez llegado al poder, López Obrador se encargó de destruir a una compañía que en sí misma ya presentaba graves problemas, pero no es de sorprenderse de alguien que dijo:

“¿De cuándo acá se requiere tanta ciencia para extraer el petróleo? […] Es perforar un pozo como si fuese a extraer agua.”

Los errores acumulados por López Obrador, entre ellos colocar a gente incompetente a cargo de la empresa e ignorar las recomendaciones de expertos a quienes el presidente peyorativamente llama “tecnócratas neoliberales”, han llevado a PEMEX a tener pérdidas multimillonarias que terminarán siendo pagadas por todos los contribuyentes.

En el 2019, PEMEX registró pérdidas de 18.367 millones de dólares, y tan sólo en los primeros tres meses del 2020 esta cifra fue superada con pérdidas de 23.913 millones de dólares.

Desgraciadamente para México, AMLO no es un presidente que se adapta a la realidad, por su terquedad él cree que la realidad se adaptará a él. Ante el desplome del precio del petróleo que ahora se encuentra en número negativos, seguir produciendo petróleo en estas fechas es completamente contraproducente para el país: se estima que por cada barril producido PEMEX pierde 22 dólares y 12 dólares por cada refinado. Aún así, el mandatario presume que se producirán un millón de barriles diarios en mayo.

Una situación muy sombría para los mexicanos quienes con sus ya elevados impuestos se verán obligados a pagar los platos que López Obrador rompe y festeja. Hoy en día el mexicano está en riesgo de dos virus: el coronavirus que viene de China y produce tos y fiebre, y el virus socialista, que produce muerte y hambre.

Fuente: Derecha Diario.

 

Categorías: América

Querido Lector,

En BLes tenemos un sueño: revivir la honestidad y la verdad.

Actualmente en todo el mundo se está librando una batalla decisiva, y la gente del mundo está despertando ante la manipulación de la información, las censuras y las fake news.

Nuestros reportajes nunca son influenciados por el interés comercial o político. La prioridad de BLes ha sido siempre, desde de su fundación, reflexionar y reportar sobre política, economía, ciencia, salud y otros temas de actualidad siempre con honestidad y veracidad.

Así, BLes es parte de un cambio trascendental que atraviesa hoy la humanidad, emergiendo como una fuerza recta y virtuosa, guiada por los principios de Verdad, Benevolencia y Tolerancia.

El mundo está cambiando, los medios que no han hecho su trabajo profesionalmente e imparcialmente y se han dejado seducir por beneficios materiales o intereses personales, tendrán que desaparecer, porque el mundo ha despertado.

El periodismo tiene que volver a abrazar los valores, porque el mundo quiere la verdad.

Pronto podremos ver que el periodismo será respetado nuevamente. Se volverá creíble, reportará con veracidad y con rectitud. Somos uno de los pioneros de esta nueva manera de contar las noticias, con consciencia de un nuevo mundo basado en los valores.

Ayúdanos a hacerlo realidad. Apóyanos para continuar con esta misión.