La jueza tiene 87 años y es la mayor de los miembros de la Corte Suprema. Está siendo tratada nuevamente contra el cáncer desde mayo. 

Redacción BLes – Ruth Bader Ginsburg informó el día de hoy mediante un comunicado de prensa, que está haciendo un tratamiento de quimioterapia para combatir nuevamente el cáncer. Pero a pesar de esto, bajo ningún punto manifestó intenciones de dejar su cargo.

En el comunicado, la jueza dijo que el tratamiento está dando muestras de mejora, y que continuará con su realización cada dos semanas. 

En el escrito se mostró con ánimos y alentada por los buenos resultados a seguir trabajando “a toda máquina”. 

Anteriormente la jueza ya había sido tratada por cáncer de páncreas en 2009 y 2019. Según informó Reuters, el médico John Marshall, jefe de hematología-oncología del Hospital MedStar Georgetown University en Washington, dijo que lo que interpreta es que se trata de una recurrencia del cáncer de páncreas que se ha extendido al hígado y que sería un proceso muy común.

John Marshall, también agregó que el medicamento que está recibiendo la jueza, la Gemcitabina, es el típico para este tipo de casos y que no debería afectar la capacidad del funcionamiento de la persona.

El día miércoles, Ginsburg, había sido dada de alta luego de dos días de internación. Según un comunicado de prensa de la Corte de Justicia, la jueza había sido tratada por una posible infección después de haber sido sometida a un procedimiento de limpieza de un stent del conducto biliar colocado en agosto de 2019. 

Ginsburg es la segunda más antigua entre los nueve jueces actuales detrás de Clarence Thomas, fue nombrada para un puesto de por vida en la corte por el presidente Bill Clinton en 1993, siendo la segunda mujer en ocupar ese puesto en toda la historia de los Estados Unidos. 

Se dice que la administración Trump sigue de cerca la salud de Ginsburg, dado que le permitiría colocar su tercer juez, incluidos los dos jueces conservadores nombrados anteriormente: Brett Kavanaugh en 2018 y Neil Gorsuch en 2017. Pero lo cierto es que cuando le preguntaron en conferencia de prensa al presidente Trump sobre su reacción al enterarse de la última internación de la jueza, respondió sorprendido que no estaba al tanto y que realmente le deseaba lo mejor. “Ella ha tomado muy buenas decisiones”, recalcó el presidente Trump.

Andres Vacca – BLes