Redacción BLes – El martes 28 de septiembre, los demócratas progresistas afirmaron que rechazarían el proyecto de ley de infraestructuras bipartidista de 1,2 billones de dólares a menos que los demócratas de tendencia conservadora cambien su postura sobre un paquete más amplio de política social y climática.

Utilizando el proyecto de ley de infraestructuras como nivelador, los progresistas exigen que los senadores Joe Manchin (demócrata de Virginia Occidental) y Kyrsten Sinema (demócrata de Arizona) muestren un apoyo leal a un paquete más amplio de la red de seguridad social, conocido como Build Back Better Act (Ley para Reconstruir Mejor).

“Si ella convocara el proyecto de ley, fracasaría”, dijo la representante Jan Schakowsky (demócrata de Illinois), una estrecha aliada de la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi (demócrata de California), de acuerdo con The Hill.

“No es porque el Caucus Progresista [del Congreso], gente como yo, no esté dispuesta a votar a favor. Pero… teníamos un acuerdo de que íbamos a conseguir estas dos piezas [juntas]”, añadió Schakowsky.

La ley Build Back Better, de 3,5 billones de dólares, facilita el cuidado de los niños, la acción medioambiental, la vivienda asequible, la reforma de la inmigración y la reducción de los precios de las medicinas.

La ley de infraestructuras de 1,2 billones de dólares fue aprobada por el Senado el mes pasado. Pretende financiar nuevas actividades de resiliencia climática y banda ancha, así como reparar carreteras y puentes.

Los progresistas dijeron que no apoyarían el paquete de infraestructuras aprobado por el Senado a menos que omita varios de sus principales objetivos.

“Permítanme ser clara: llevar a votación el llamado plan bipartidista de infraestructuras sin la Ley #BuildBackBetter al mismo tiempo es una traición”, dijo el martes la representante Rashida Tlaib (demócrata de Michigan), según The New York Times.

Pelosi ya había declarado que la Cámara de Representantes no abordaría el proyecto de ley de infraestructuras hasta que se aprobara el proyecto de ley más amplio.

Sin embargo, recientemente disoció las dos legislaciones, alegando que el partido necesita más tiempo para resolver sus desacuerdos sobre el paquete más amplio, que los demócratas de tendencia conservadora criticaron por ser demasiado caro.

El líder de la mayoría de la Cámara de Representantes, Steny Hoyer (demócrata), “… tiene la esperanza de que los líderes del partido puedan llegar a un acuerdo para el final de la semana… “. Lo que hemos dicho en la Cámara es que no queremos aprobar un proyecto de ley que no pueda ser aprobado por el Senado. Es un acto un tanto inútil”. Añadió que Manchin y Sinema son “críticos” para el éxito del esfuerzo.

La presión ha vuelto a generar incertidumbre sobre si la votación del jueves se retrasaría de nuevo o no. Pelosi ha forjado su reputación de no llevar ninguna legislatura al pleno, a sabiendas de que no tiene los votos para ser aprobada.

El miércoles, dijo que la votación seguiría como estaba previsto, pero aún así se burló de un posible cambio en el calendario, según The Hill.

El copresidente de la comisión de resolución de problemas, Josh Gottheimer (demócrata de Nueva Jersey), se mostró confiado en que no habrá más retrasos.

“Vamos a votar el jueves”, dijo. “Creo que al final del día la gente votará sí cuando se trata de 2 millones … de puestos de trabajo y estas inversiones críticas en infraestructura”.

Schakowsky, por su parte, cree que Pelosi lo pospondría.

“Nunca le he visto llevar al pleno un proyecto de ley que vaya a fracasar. Si lo hace, fracasará”, afirmó.

“No lo aprobarán el jueves. Suficientes miembros de la Cámara entienden que estarían destripando la agenda de Build Back Better”, dijo un legislador demócrata que conoció la discusión interna.

Pelosi indicó el miércoles que no movería un proyecto de ley sin la aprobación del otro.

“Lo estamos haciendo simultáneamente”, señaló la presidenta de la Cámara.

Laura Enrione – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.