Pedro Castillo decidió realizar un evento improvisado en La Victoria y no se presentó a debatir contra su rival Keiko Fujimori, en un debate que él mismo había convocado.

El candidato a presidente Pedro Castillo no apareció en el debate informal que él mismo había convocado contra la candidata de derecha Keiko Fujimori en el penal de Santa Mónica, lugar donde la hija del ex presidente estuvo presa por presuntos casos de corrupción y donde los partidarios del dirigente comunista quieren volver a encerrarla si llegan al poder.

Este iba a ser el segundo debate que convocaba Castillo por fuera del debate presidencial oficial que organizará el Jurado Nacional de Elecciones (JNE) el próximo 30 de mayo, luego de retarla a Keiko de ir a debatir a la ciudad de Chota, lugar de origen del candidato comunista y bastión de la extrema izquierda peruana. En aquella oportunidad, los candidatos debatieron por casi 2 horas y Castillo quedó en ridículo, no pudiendo formar frases coherentes y olvidándose su propia agenda política. Seguramente para no pasar otro papelón así, Castillo decidió no asistir al segundo debate que él mismo convocó y en su lugar hizo un mítin improvisado en la Plaza Manco Cápac, en el distrito de la Victoria, a fin de presentar a su equipo técnico y su plan de gobierno, de corte marxista leninista.

De todos modos, Keiko Fujimori se presentó en las puertas del penal de Santa Mónica frente a sus simpatizantes y a los de Castillo. Esperó sentada 30 minutos a su adversario, y luego, sabiendo que no se presentaría, sorprendió a todos haciendo subir al estrado a su hermano menor Kenji Fujimori, también involucrado en la política peruana. 

Le recomendamos: El día que Hillary Clinton presentó a SOROS como el “SALVADOR” de EE. UU.

Ad will display in 09 seconds

Ambos, durante muchos años, estuvieron distanciados por roces políticos y familiares, pero la campaña presidencial 2021 fue el motivo perfecto para que se perdonaran y sellaran ese acto con un abrazo fraterno delante de las cámaras.

Segundo “Debate” Presidencial en el Penal de Santa Mónica.

Fuente: derechadiario.com.ar