El mandatario Donald Trump emitió el viernes el primer veto de su presidencia a fin de proteger su declaración de emergencia con la que busca financiar el muro fronterizo.

“El Congreso tiene la libertad de pasar esta resolución y yo tengo el deber de vetarla”, declaró Trump desde el Despacho Oval, después de que el Senado votara en su contra.

Trump se declaró “orgulloso” del veto, que exhibió tras firmarlo. “Las masivas incursiones de inmigrantes ilegales (…) tienen que terminar”, dijo. “La gente odia la palabra invasión, pero eso es lo que es”, dijo el presidente estadounidense, que hizo del muro un eje de su campaña electoral.

Flanqueado por policías, así como por padres cuyos hijos fueron víctimas mortales de personas que se encontraban sin permiso en el país, Trump sostuvo que no ha dejado de pelear por su principal compromiso de campaña, que continúa incumplido cuando faltan 18 meses para que los electores decidan si le conceden la reelección.

Una docena de republicanos se sumaron a los demócratas en el Senado para aprobar el jueves la resolución conjunta que coronó una semana de confrontación con la Casa Blanca mientras ambos partidos en el Congreso procuran hacer efectivo su peso en nuevas formas.

Es improbable que el Congreso consiga la mayoría requerida de dos tercios para anular el veto de Trump, aunque los demócratas en la Cámara de Representantes dejaron entrever que lo intentarían de todos modos.

Trump describió la situación en la frontera sur como “una tremenda emergencia nacional” y agregó que “nuestro sistema de inmigración está siendo exigido más allá del punto de ruptura”.

Fuente: DW

Ir a la portada de BLes

Temas: Categorías: América EE. UU.