El gobierno de Estados Unidos incluyó el viernes en la lista negra de sancionados a otras dos compañías que operan en el sector petrolero en Venezuela.

Los sancionados son dos compañías navieras y dos buques petroleros que enviaban petróleo desde Venezuela a Cuba.

A través de un comunicado, el Departamento del Tesoro estadounidense, indicó que las nuevas sanciones son una advertencia para aquellos que estén del lado del presidente en disputa, Nicolás Maduro y agregó que los que “respalden al régimen ilegítimo de Maduro sufrirán graves consecuencias”.

Las advertencias se extendieron a Cuba, al señalar el secretario del Tesoro, Steven T. Mnuchin, que “EE. UU. tomará más medidas si Cuba continúa recibiendo petróleo venezolano a cambio de apoyo militar”.

“Como hemos dicho repetidamente, el camino hacia el alivio de las sanciones para aquellos que han sido sancionados es tomar acciones concretas y significativas para restablecer el orden democrático”, dijo el secretario del Tesoro.

El Tesoro también indicó en el comunicado que las nuevas sanciones son “en respuesta directa al arresto ilegal de miembros de la Asamblea Nacional por parte del SEBIN y están destinadas a aquellos actores que han puesto una mano en el represivo sector de defensa e inteligencia de Maduro. Esto incluye el sector petrolero de Venezuela, que sigue siendo crítico para la supervivencia del régimen ilegítimo del expresidente Maduro”.

Las sanciones son parte de una serie de medidas económicas que el gobierno del presidente Donald Trump ha tomado en las últimas semanas para reducir los ingresos por el petróleo al régimen de Maduro en un esfuerzo por ayudar a que salga del poder.

El pasado 30 de abril, el presidente encargado, Juan Guaidó, protagonizó un intento fallido por sacar del poder a Nicolás Maduro y restablecer la democracia en Venezuela. Acción que fue respaldada por EE. UU., quien junto a más de 50 países reconocen a Guaidó y su lucha por recuperar la libertad.

El Tesoro de EE.UU. identificó a las empresas como Monsoon Navigation Corporation, con sede en las islas Marshall y Serenity Navigation Ltd., con sede en Liberia.

Las sanciones impiden que las empresas y buques realicen tratos con personas y empresas estadounidenses y congelan cualquier activo que las empresas puedan poseer o controlar en EE. UU.

EE. UU. y la mayoría de países occidentales respaldan a Juan Guaidó, un líder de la oposición que se autoproclamó presidente encargado invocando la Constitución, argumentando que la reelección de Maduro en 2018 fue ilegítima.

A pesar de las severas sanciones petroleras a la nación más rica en petróleo de la OPEP, Maduro se ha mantenido en el poder respaldado por Cuba, Rusia, China y hasta el momento ha mantenido el apoyo de los militares y otras instituciones del país. 

A través de Voz de América        

Ir a la portada de BLes.          

¿Conoces nuestro nuevo canal de Youtube? ¡Suscríbete haciendo click aquí!