LIMA (AP) — La fiscalía peruana ingresó el martes a una de las viviendas de la esposa del expresidente Ollanta Humala.

Junto a decenas, es investigada de manera preliminar en un nuevo caso ligado a la presunta corrupción en el otorgamiento de la construcción de un importante gasoducto a la compañía brasileña Odebrecht. Para ese proyecto, la compañía fue la única postora.

[CLICK AQUÍ PARA DESCARGAR LA APP DE BLES]

“Se la está investigando por supuestamente haber favorecido a Odebrecht”, dijo a periodistas la fiscal Geovanna Mori, integrante de un equipo especial que investiga a la élite política con sospechas de haber cometido delitos en perjuicio del dinero público. La fiscal declaró de forma breve al salir del domicilio de la ex primera dama, Nadine Heredia, quien mantuvo una constante presencia pública en las actividades oficiales de su marido cuando fue presidente de Perú entre 2011 y 2016.

La orden judicial buscaba obtener “toda documentación electrónica” ubicada en correos, videos, audios y teléfonos celulares que muestre las coordinaciones entre los investigados, indicó la fiscal Mori.

La policía coloca objetos como una computadora en la cajuela de un auto durante una búsqueda en la casa del expresidente Ollanta Humala y su esposa Nadine Heredia en Lima, Perú, el martes 9 de julio de 2019. (AP Foto/Martin Mejia)
La policía coloca objetos como una computadora en la cajuela de un auto durante una búsqueda en la casa del expresidente Ollanta Humala y su esposa Nadine Heredia en Lima, Perú, el martes 9 de julio de 2019. (AP Foto/Martin Mejia)

Más de 100 policías que manejan casos complejos participaron del operativo que también incluyó otras 22 viviendas, entre ellas, varias de exfuncionarios del Ministerio de Energía y Minas, así como estudios de abogados ubicados en zonas ricas de la capital.

La investigación por este nuevo caso tomó impulso hace dos semanas, cuando se dio a conocer que Odebrecht pagó tres millones de dólares –de un fondo monetario de la constructora destinado a pagar sobornos– a diversas personas cuyas identidades aún no se conocen por un gasoducto que costó 7.000 millones de dólares del dinero público. Rafael Vela, jefe del equipo especial investigador de la fiscalía, dijo al diario peruano El Comercio que Odebrecht colabora con la investigación.

Wilfredo Pedraza, abogado de la esposa de Humala, dijo a los periodistas que el ingreso a la casa de Heredia era una “arbitrariedad” porque su defendida colaboraba con la fiscalía.

El proyecto del gasoducto busca transportar gas natural desde el sureste de Amazonía peruana, cruzar los Andes y llegar a la costa del Pacífico recorriendo más de 1.000 kilómetros y en su trazo distribuirá el combustible a millones de hogares.

No son los únicos problemas que afrontan Humala y su esposa Nadine Heredia, quienes ya estuvieron presos de forma preliminar durante nueve meses entre 2017 y 2018.

En mayo la fiscalía pidió 26 años de cárcel para Heredia y 20 años de prisión para el expresidente Humala por el delito de lavado de activos y los acusó de recibir dinero para sus campañas presidenciales de 2006 y 2011 por parte del gobierno venezolano del entonces presidente Hugo Chávez así como de Odebrecht. Esta investigación empezó en 2015, cuando Humala era presidente.

[CLICK AQUÍ PARA DESCARGAR LA APP DE BLES]

Todos los presidentes que han gobernado Perú desde 2001 tienen cuentas pendientes con la justicia por sus nexos con Odebrecht. Además de Humala, Alejandro Toledo (2001-2006) y su esposa afrontan un pedido de extradición desde Estados Unidos, Alan García (2006-2011) se suicidó en abril para evitar ser arrestado, mientras que Pedro Pablo Kuczynski (2016-2018) cumple arresto domiciliario.

Le puede interesar: ¿Por qué un gobierno querría herir y dañar a personas que no están en contra de él ni de nadie más?

videoinfo__video2.bles.com||8af324729__

Categorías: América Perú