El sismo principal tuvo su epicentro en el mar, frente a las costas de Pichilemu, en la región de O’Higgins, a 13,2 kilómetros de profundidad. La onda sísmica abarcó unos 1.300 kilómetros del territorio chileno, entre las regiones de Coquimbo, a 500 kilómetros al norte de Santiago, y Los Ríos, a 850 kilómetros al sur de la capital.

La sacudida telúrica no causó víctimas ni daños de consideración, pero dejó sin energía a unos 300 hogares durante un par de horas. El Servicio Hidrográfico y Oceanográfico de la Armada (SHOA) descartó la posibilidad de un tsunami en las costas del país.

Temblores han continuado, pero con menor intensidad

A las 16.01 hora local del jueves (20.01 GMT) y a las 20.55 (00.55 GMT del viernes) se registraron dos réplicas de magnitud 5,3 Richter con sus epicentros en la misma área marítima, tras una primera de 4,6 ocurrida a las 15.36 horas (19.36 GMT del jueves).

[Saoirse Kennedy es la víctima más reciente de la “Maldición Kennedy”: Murió por una presunta sobredosis]

Durante la noche del jueves y madrugada del viernes las réplicas han continuado sacudiendo la zona, algunas con magnitudes superiores a 4. Los temblores han continuado a lo largo de este viernes, aunque con menor intensidad.

Situado en el llamado Cordón de Fuego del Pacífico, Chile es considerado uno de los países más sísmicos del planeta y, según datos oficiales, durante 2018 se registraron 7.079, de los que cuarenta reportaron una magnitud mayor o igual a 5.

Fuente: DW

Le puede interesar: Cuando un gobierno comete crímenes de lesa humanidad…

videoinfo__video2.bles.com||81a91ef5c__

Categorías: América Chile