Redacción BLesDurante el año 2021, los multimillonarios más ricos de Estados Unidos aumentaron su riqueza en más de 340 mil millones de dólares, mientras que la riqueza de la clase media estadounidense se vio severamente perjudicada.

Entre los multimillonarios beneficiados se encuentran varios de renombre como Elon Musk, Jeff Bezos, Bill Gates, Larry Page, Mark Zuckerberg, Sergey Brin, Steve Ballmer, Larry Elison y Warren Buffett.

Según el índice de multimillonarios de Bloomberg las 10 personas más ricas del mundo agregaron en conjunto a sus riquezas más de 400 mil millones de dólares durante el año 2021. 

Elon Musk, cofundador de Tesla, aumentó su riqueza en 121 mil millones en el último año, más crecimiento que cualquier otro multimillonario del mundo. Mientras tanto, el presidente ejecutivo de Amazon, Jeff Bezos, aumentó su riqueza a 195.000 millones de dólares manteniendo el segundo puesto en el ranking.

Bill Gates, cofundador de Microsoft también mostró un crecimiento en sus ingresos, ahora posee casi 140 mil millones en riqueza, aunque ya no es el hombre más rico del mundo como lo fue durante varios años.

Mientras tanto el cofundador de Google, Larry Page, posee alrededor de 130 mil millones después de aumentar su riqueza en 47 mil millones en 2021. Mark Zuckerberg, director ejecutivo de Meta, propietaria de Facebook, Instagram y WhatsApp, tiene una riqueza neta de alrededor de los 128 mil millones de dólares gracias a un aumento de 24 mil millones en 2021.

Pero no todas son buenas noticias cuando se habla de la riqueza estadounidense. De hecho, la clase media se vio fuertemente perjudicada durante el 2021.

77,5 millones de hogares en Estados Unidos pertenecen a la clase media por poseer un ingreso anual que va entre los 27 mil a los 141 mil dólares anuales. Según las estadísticas recientes, la participación en la riqueza nacional de estos hogares de clase media se vio reducida a sólo el 26,6 por ciento, mientras que la participación del 1 por ciento más rico ha aumentado al 27 por ciento.

En resumen, es la primera vez en la historia de los Estados Unidos que los ingresos del 1 por ciento más rico supera al conjunto total de la clase media, siguiendo la tendencia de los países latinoamericanos que poseen las tasas de mayor desigualdad económica a nivel mundial. 

De todos modos, el cuestionamiento contra esta élite cada vez más enriquecida y empoderada no es solo por la enorme brecha de ingresos generada en relación con los que menos tienen y con la clase media. Las mayores críticas son por las ideologías que promueven y el daño que provocan a la sociedad.

Elon Musk es frecuentemente cuestionado por sus innovaciones tecnológicas las cuales son acusadas de romper con los valores de ética científica, como por ejemplo el desarrollo de robots inteligentes que buscan reemplazar a los seres humanos en determinadas tareas, incluso en cuestiones afectivas. 

Otro ejemplo es Mark Zuckerberg, propietario de las redes sociales más populares del mundo quien es acusado de monopolizar gran parte de la información y censurar a los usuarios que plantean asuntos enfrentados a los de la lógica izquierdista que él promueve, rompiendo con toda garantía de derecho a la libre expresión. 

Bill Gates, otro de los líderes de esta élite que concentra la mayor parte del poder económico de Estados Unidos y del mundo también es acusado de intentar imponer en la sociedad, utilizando su fortuna, un discurso ligado a la izquierda radical en cuestiones como el aborto, el cambio climático, las teorías sobre el racismo sistémico en Estados Unidos, la promoción de la apertura de fronteras y la inmigración irrestrica. 

Andrés Vacca – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.