Redacción BLes – El Dr. Vivek Murthy, Cirujano General, dijo el domingo 22 de agosto que quienes recibieron una sola dosis de las vacunas de Johnson and Johnson (J&J) podrían necesitar otra para obtener una “protección más sólida contra la infección por coronavirus”.

“Creemos que los receptores de J&J probablemente necesitarán un refuerzo, pero estamos esperando algunos datos de la compañía sobre la segunda dosis de J&J para que la FDA (Administración de Medicamentos y Alimentos) pueda evaluar plenamente la seguridad y la eficacia de esa dosis”, dijo en una entrevista con CNN.

Sus declaraciones se produjeron después de que el Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS) dijera el miércoles 18 de agosto que la tercera dosis de la vacuna estaría disponible en Estados Unidos a partir del próximo mes.

En su declaración, el HHS confirmó que los datos que revisaron mostraban que la eficacia de las vacunas (Pfizer y Moderna), incluso en la prevención de enfermedades graves y muertes, podría “disminuir en los próximos meses, especialmente entre las personas de mayor riesgo o que fueron vacunadas durante las primeras fases del despliegue de la vacunación”.

En cuanto a las dosis de J&J, el HHS dijo que habría un alto potencial de que los que tomaron la vacuna de una sola dosis también necesitaran otra inoculación, pero que era necesario evaluar más datos.

La vacuna de J&J se pospuso temporalmente en los EE.UU. este año debido a los informes sobre los peligrosos coágulos de sangre reportados como efecto secundario, pero las autoridades reanudaron posteriormente su administración. El mes pasado, la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA) también advirtió de la relación con un raro trastorno neurológico como efecto secundario que podría darse en los receptores.

Cuando se le preguntó por la seguridad de la vacuna de refuerzo, Murthy reiteró que la decisión final la tomarían la FDA y el Comité Asesor de los CDC [Centros de Control y Prevención de Enfermedades].

“La seguridad es absolutamente esencial en este proceso, y no ejecutaríamos un plan si la FDA no se pronunciara y dijera que esa tercera vacuna es de hecho segura”, dijo Murthy, según The Hill.

El cirujano general dijo que se están llevando a cabo estudios relativos a la mezcla entre marcas de vacunas para la tercera inyección de la vacuna COVID-19. Según Murthy, eso incluye lo que ocurriría si un receptor de J&J se inyectara posteriormente con una vacuna de Pfizer o Modera.

También le recomendamos: “Falsa verdad”: Experto explica cómo la casta política usa el doble discurso para engañar a la gente (Video)

Ad will display in 09 seconds

[BENEFICIO COMUNIDAD BLES.COM: 81% DE DESCUENTO en VPN – NAVEGA MÁS SEGURO QUE NUNCA con SURFSHARK – CLICK AQUÍ]

“Y así, tan pronto como se realicen esos estudios, tendremos más cosas que recomendar a los receptores de J&J sobre el momento de la inyección de refuerzo y sobre qué inyección deben recibir”, dijo, señalando que los resultados de los estudios se presentarían a la FDA.

El anuncio del HHS recomendó que las personas busquen la tercera dosis de las vacunas al menos 8 meses después de su ronda inicial de inmunización.

La medida de la vacuna de refuerzo se produjo en medio del periodo en el que EE.UU. está luchando contra su nueva oleada de COVID-19 alimentada por la variante Delta, que ha puesto de rodillas a países que anteriormente se enorgullecían de contener la propagación del virus, incluso a pesar de sus duros intentos de bloqueo, como en Australia.

Laura Enrione – BLes.com