Redacción BLesMiembros de la agrupación progresista Lincoln Project se atribuyeron la responsabilidad de haber participado como infiltrados disfrazados de supremacistas blancos en un evento organizado por el candidato republicano a gobernador de Virginia, Glenn Youngkin, en un intento por vincular al candidato con sectores extremistas. 

Las imágenes que se distribuyeron rápidamente muestran a un grupo de cinco personas frente al autobús de campaña de Youngkin, durante un evento en Charlottesville, vestidos de blanco con los típicos atuendos utilizados por supremacistas blancos y portando antorchas tipo tiki.

“Estamos a favor de Glenn”, dijeron los miembros del grupo, según Elizabeth Holmes, una reportera de NBC 29 que cubrió el evento.

Los demócratas y el equipo de campaña de McAuliffe, el candidato opositor de Youngkin, no tardaron en hacer públicas esas imágenes y mostrar su indignación por lo sucedido mientras pretendían asociar a los seguidores del candidato republicano con los sectores de extrema derecha.

Pero el propio Youngkin se encargó de desmentir la situación e incluso sugirió que su oponente demócrata estaba detrás de la manifestación cuando en declaraciones a NBC 29 dijo:

“Creo que trabajan para Terry McAuliffe, y estoy seguro de que él los envió”, y agregó diciendo que “Ellos harán cualquier cosa para ganar, y él está haciendo cualquier cosa para ganar, por lo que le está pagando a la gente para que se presente y actúe de forma tonta en nuestros mítines”.

Luego de las declaraciones de Youngkin, el portavoz de McAuliffe, Renzo Olivari, publicó en Twitter asegurando que no fue la campaña demócrata la que organizó la puesta en escena y destacó: “Hay un candidato en esta carrera que ha abrazado a los nacionalistas blancos, y su nombre es Glenn Youngkin”.

El Proyecto Lincoln finalmente asumió la responsabilidad por la escandalosa escena en un comunicado el viernes por la noche. 

“La manifestación de hoy fue nuestra manera de recordar a los votantes de Virginia lo que sucedió en Charlottesville hace cuatro años, la aceptación de esos valores por parte del Partido Republicano y el hecho de que Glenn Youngkin no los condenó”, dijo el grupo.

El evento al que hacen referencia fue un mitin organizado por ‘Unite the Right’ de Charlottesville en 2017, en el cual los supremacistas blancos desfilaron con antorchas tiki mientras vestían trajes blancos. Durante aquel evento murieron un contra manifestante y dos policías.

Cabe destacar que el evento republicano del día de ayer, nada tiene que ver con aquel episodio de 2017.

Lauren Windsor, una activista de izquierda conocida por grabar a los conservadores con cámaras ocultas, también admitió haber participado en el engaño.

“En mi calidad de consultor de comunicaciones, trabajé con @ProyectoLincoln para coordinar la acción de Youngkin de hoy en Charlottesville”, se puede leer en su mensaje.

La agrupación Project Lincoln se ha popularizado durante el último año por una serie de escándalos entre los que se incluye un grave caso de corrupción, cuando se reveló a comienzos del año 2021 que la organización desvió más de 11 millones de dólares para enriquecer a sus líderes y fundadores. 

Otro escándalo fue protagonizado por la misma organización cuando trascendió que su cofundador, John Weaver, fue acusado por una gran cantidad jóvenes varones de “insinuarse” para tener relaciones sexuales con ellos.

Andrés Vacca – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.