Redacción BLes – El estado de Massachusetts ratificó su promoción del aborto por encima de la emergencia por el brote del virus del PCCh (virus del Partido Comunista Chino), el cual ha hecho que los demás estados de EE. UU. cortaran con todo tipo de intervenciones quirúrgicas selectivas con el fin de ahorrar recursos y dar prioridad al tratamiento por contagios.

Pese a que otros procedimientos no esenciales como las colonoscopias o el reemplazo de rodillas fueron suspendidos, el aborto se mantuvo, de acuerdo a lo informado por Daily Caller.

Tal medida pone en duda el comunicado de Elizabeth Kelley, directora de la Oficina de Seguridad y Calidad de Atención Médica de Massachusetts, quien avisó sobre la necesidad de suspender los procedimientos ‘no esenciales o invasivos’ debido a que Massachusetts se encontraba en estado de emergencia.

“Terminar un embarazo no se considera un procedimiento invasivo electivo no esencial para el propósito de esta guía (…) Sin embargo, la decisión final se basa en el juicio clínico del médico a cargo”, señala el memorándum.

Ante las medidas preventivas que buscan dar prioridad a los posibles casos por contagio con el virus del PCCh, la Federación Nacional del Aborto (NAF) se pronunció a través de Twitter sugiriendo que el aborto debe ser tomado como un servicio esencial, instando a los hospitales para que garanticen su continuidad.

Por su parte, el gobernador de Massachusetts, el republicano Charlie Baker, se mostró a favor de que el aborto fuese considerado como un servicio esencial, ubicándolo entre las prioridades en la atención en salud.

La organización NARAL Pro-Choice America, presentó sus agradecimientos al gobernador de Massachusetts a través de un comunicado:

“Agradecemos a la Administración Baker por trabajar para preservar el acceso continuo al espectro completo de la atención de la salud reproductiva, incluida la atención del aborto durante esta crisis de salud pública sin precedentes”.

“Las decisiones de atención de la salud reproductiva son urgentes y los pacientes necesitan un acceso rápido a la atención. Reconocemos la intensa tensión que COVID-19 ha puesto y continuará aplicando al sistema de salud y estamos agradecidos con la administración por escuchar nuestras preocupaciones y reconocer el impacto único de COVID-19 en el mantenimiento del acceso a la atención de salud reproductiva”, agregó la organización pro-aborto.

Mientras tanto, la semana pasada la presidenta de la Cámara de Representantes, la demócrata Nancy Pelosi, intentó debilitar las restricciones de los fondos federales para el aborto en medio de la legislación implementada para hacer frente a la pandemia, según Life Site News.

Mark Harrington, presidente de la organización pro-vida Created Equal, expresó: “Claramente, la industria del aborto no permitirá que esta crisis se desperdicie”.

“Tomaremos las precauciones necesarias para proteger nuestra salud y la de los demás, pero tenemos que ser proactivos y desplegar nuestros activos para combatir el desvío de esta emergencia para avanzar en el aborto”, agregó.

Te puede interesar: La agenda pedófila mundial

videoinfo__video2.bles.com||04123bb4f__

Ad will display in 09 seconds