Redacción BLesAcusada de tráfico sexual de niños, perjurio y seducción de menores, Ghislaine Maxwell la exnovia del abusador millonario Jeffrey Epstein, finalmente será enjuiciada a partir del lunes 15 de noviembre por un tribunal en la ciudad de Nueva York. Días antes de que comenzara el juicio brindó su primera entrevista en 15 meses desde que está en prisión, donde contó detalles de su situación personal como convicta. 

Ghislaine, la hija del desprestigiado magnate de la prensa Robert Maxwell, fue trasladada a la prisión de Brooklyn en julio del 2020 luego de ser acusada de complicidad de su expareja, el financista millonario Jeffrey Epstein, quien se suicidó en prisión tras ser acusado de una escandalosa serie de delitos sexuales que incluyeron abusos a menores de edad, orgías, maltratos y privación de la libertad.

Por primera vez Ghislaine brindó una entrevista publicada en el Daily Mail, la cual fue realizada por Daphne Barak, autora y productora de cine y televisión. 

La expareja de Epstein habló por primera vez de su vida entre rejas y contó una serie de detalles que dan cuenta de su mal pasar. Durante su charla afirmó que fue agredida y maltratada por los guardias de la prisión y que se le ha dado comida en descomposición haciendo referencia a un gusano que encontró en una manzana.

“En la vida real, los 10 kilos que ha perdido son evidentes. Sus mejillas están hundidas y su piel pálida”, escribe Barak que cuenta que la conoció en 1992, cuando entrevistó a su madre, Betty, la viuda de Robert Maxwell, tras la extraordinaria muerte del magnate en la costa de Tenerife, justo antes de que se descubriera que había saqueado los fondos de pensiones de sus periódicos.

Según el relato de la periodista, ya no queda nada del glamour que solía ostentar Ghislaine en sus años de esplendor cuando se la podía ver habitualmente en eventos de alta categoría relacionándose con reconocidas personalidades de los negocios y la política internacional, como Bill y Hillary Clinton, el príncipe Andrés y tantos otros. 

Maxwell no habló sobre las acusaciones que pesan sobre su persona, por recomendación de su equipo de abogados, pero sí dio detalles de su penosa estancia en la cárcel. 

A pesar de su situación, Maxwell utilizó cierta ironía mezclada con humor negro para responder a las preguntas de la periodista. 

“Me han dado una comida que parecía Chernóbil después de la lluvia radiactiva. Las ensaladas están marchitas por el moho, una manzana tenía gusanos, me dieron un plátano negro y empapado. Había pan tan húmedo que al apretarlo salía agua”, agregó.

También habló de su relación con los guardias, si bien mencionó algún episodio de cierta tensión, parece primar la buena relación en incluso mencionó que suele “jugar con los guardias al escondite”.

“Juego al escondite, escondiéndome detrás de los pilares y los guardias se unen. Siempre hay sonrisas por todos lados. Luego tengo un ‘movimiento de monstruo’ en el que levanto mis manos y gruño y ellos lo hacen de vuelta. Reímos”.

También habló de que en su celda ocurren ciertos eventos ‘misteriosos’, que la han llevado a crear una compañera de celda imaginaria.

“Suceden cosas extrañas. El inodoro se descarga, la ducha se abre cuando no hay nadie cerca. Cuando sucede, alarma a los guardias, así que creé un ‘compañero de celda’ llamado A-17, y cuando sucede algo extraño, culpo a A-17”, habría dicho Maxwell según reportó la periodista.

Maxwell, luego de 15 meses, saldrá por primera vez de prisión el lunes 15 de noviembre para asistir a la primera sesión del juicio en su contra, en el que se la acusa de tráfico sexual de niños, perjurio y seducción de menores mientras era una colaboradora cercana del fallecido financiero Jeffrey Epstein.

La comunidad internacional está a la espera que durante el juicio Maxwell y sus abogados ofrezcan detalles de nombres prominentes implicados en el caso, incluido el del príncipe Andrés y otras personalidades. 

Hasta el momento la justicia rechazó en cuatro oportunidades las solicitudes de pago de fianzas para la excarcelación de la imputada, por lo que no le queda otra opción que enfrentar el juicio que, en caso de encontrarla culpable de todos los cargos deberá enfrentar hasta 80 años de prisión. 

Andrés Vacca – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.