Redacción BLesLos abogados de la Campaña Trump defenderán hoy ante el tribunal federal de Williamsport, condado de Lycoming, la causa mediante la cual tratan de impedir que los funcionarios electorales den por ganador al candidato demócrata presidencial, Joe Biden, antes de resolver las serias irregularidades presentadas.

El juez del Distrito Medio de EE. UU., Matthew Brann, citó a las partes y les aviso de “estar preparadas para la argumentación y el interrogatorio” hoy en el tribunal señalado, según Just The News. 

Las partes que intervienen en las audiencias son los abogados del presidente, Donald J. Trump, los representantes de los condados involucrados y un funcionario electoral estatal. 

Los abogados de la Campaña Trump argumentarán como motivo para que no se certifiquen los resultados, las irregularidades presentadas en las votaciones, que hicieron que en algunos condados se desconocieran los derechos de los estadounidenses. 

En otras palabras, que hubo violación de los derechos constitucionales al debido proceso y a la igualdad de protección, al permitir diferentes normas para que los ciudadanos depositaran sus votos. 

Por un lado, en algunos condados de Pensilvania los votantes pudieron enmendar las boletas de votos que estaban de alguna manera defectuosas, mientras que los votantes de otros condados no dispusieron de la misma prerrogativa. 

Le recomendamos:

‘Curiosamente’, los votantes favorecidos fueron los de los condados fuertemente demócratas, hecho que también se hace constar en la demanda de los abogados de la Campaña Trump. 

Por su parte los abogados demócratas tratan de minimizar estos hechos, restándole importancia.

Para el presidente estadounidense, Donald Trump, el compromiso es el de ofrecer a los ciudadanos la transparencia que se espera de un proceso electoral tan importante, no obstante, las investigaciones muestran un ambiente muy turbio, caracterizado por el fraude a gran escala. 

Así, la secretaria demócrata de Pensilvania, Kathy Boockvar, alteró el procedimiento electoral el 1° de noviembre y de nuevo el día 2, generando caos en los condados.

Estas intervenciones hicieron que el líder de la mayoría del Senado, Jake Corman y el senador Joe Scarnati exigieran la renuncia inmediata de Boockvar.

“Kathy Boockvar debe renunciar como Secretaria de Estado en Pensilvania después de estos últimos esfuerzos por debilitar el sistema de votación del estado y dañar la integridad y la confianza en nuestras elecciones”, escribieron los senadores en su  declaración.  

Pero al parecer estos incidentes anormales son tan solo uno de los atentados más sencillos contra la integridad del proceso electoral en Estados Unidos.

En cambio al fraude cometido con las máquinas de Dominion Voting System se le atribuyen pérdidas de millones de votos del presidente Trump. 

Tantos que ya se está publicando que si no hubiera sido por esas interferencias los resultados reales habrían permitido una reelección por 410 votos electorales para Trump, frente a tan solo 128 para Biden. 

Así lo tuiteó la usuaria @cajungal62 citando como fuente a OAN.

“URGENTE: OAN acaba de informar que los datos incautados por el ejército en el servidor [de Dominion en Alemania] muestran que el presidente ganó por una avalancha de votos”, escribió  @cajungal62

“TRUMP 410, BIDEN 128”.

José Hermosa – BLes.com