Redacción BLes – Con la Iniciativa de la Franja y la Ruta, China busca superar a Estados Unidos y amenazar a sus aliados con imponer un férreo control sobre sus preciados recursos naturales.

Beijing busca imponer una peligrosa red de infraestructura física y digital conectando a China con Medio Oriente, África y Latinoamérica.

Con 140 países firmantes hasta marzo de 2021, la influencia económica y política del régimen comunista chino comienza a afectar la hegemonía de Estados Unidos.

Para la ejecución de la iniciativa, los países miembros deben permitir inversiones en infraestructura que se adecúen a los requerimientos políticos y legales del Partido Comunista chino.

Mira el video para saber más detalles sobre este plan codicioso y globalista:

 

Le recomendamos: