Redacción BLes – El gobernador republicano de Nebraska, Pete Ricketts, quiere enviar unas dos docenas de policías estatales a Texas a finales de este mes para patrullar la frontera del país con México para hacer frente al aumento de la inmigración ilegal.

Según Ricketts, más de una docena de agentes de la Patrulla Estatal de Nebraska viajarán a finales de este mes a Del Río (Texas) para ayudar a los agentes del Departamento de Seguridad Pública de Texas durante unos 16 días.

Ricketts criticó el enfoque de la administración Biden sobre la seguridad fronteriza y otras políticas. En las últimas semanas, Ricketts ha dado discursos por todo el estado criticando el plan de conservación del presidente Joe Biden, que pide preservar el 30% de la tierra y el agua del país para 2030, informa el Washington Examiner.

“Nebraska está dando un paso adelante para ayudar a Texas a responder a la actual crisis en su frontera con México”, dijo Ricketts en un comunicado. “Las desastrosas políticas de la Administración Biden-Harris crearon una crisis migratoria en la frontera. Mientras que el gobierno federal se ha quedado corto en su respuesta, Nebraska está feliz de dar un paso adelante para proporcionar asistencia a Texas mientras trabajan para proteger sus comunidades y mantener a la gente segura”.

Los republicanos han hecho hincapié en la seguridad fronteriza, y muchos apoyaron el plan del ex presidente Donald Trump de construir muros a lo largo de los casi 3.220 kilómetros de frontera entre Estados Unidos y México. El gobierno de Biden paralizó posteriormente el proyecto.

La acción se produce poco más de una semana después de que los gobernadores republicanos de Texas y Arizona, Greg Abbott y Doug Ducey, pidieran a los otros 48 estados que consideraran el envío de sus policías para ayudar a los departamentos locales y federales sobrecargados.

Los contrabandistas de drogas y los inmigrantes ilegales con antecedentes penales son una amenaza, advirtieron los gobernadores en una carta publicada a principios de este mes: “Dado el asombroso número de infracciones que se producen ahora en Texas y Arizona, se necesita personal adicional de cualquier estado que pueda prescindir de él. Con su ayuda, podemos detener a más de estos autores de delitos estatales y federales, antes de que puedan causar problemas en su estado”.

Según Abbott y Ducey, los agentes de la ley de otros estados y los suyos propios tendrán poderes policiales ampliados. Podrán detener a los no ciudadanos que crucen la frontera por cargos de allanamiento y contrabando de personas.

También le recomendamos: Antes de ser una “amenaza”, los demócratas le pidieron consejos económicos a Trump (Video)

Ad will display in 09 seconds

Normalmente, solo las autoridades federales, como la Patrulla Fronteriza, tienen autoridad para realizar detenciones por infracciones de inmigración, pero los dos gobernadores ampliaron sus poderes de arresto al proclamar un desastre y una emergencia.

El gobernador republicano de Florida, Ron DeSantis, declaró la semana pasada que el estado enviaría policías a Texas.

Dawn Barlowe – BLes.com