Redacción BLes– Matt Braynard, líder del Proyecto de Integridad del Votante (Voter Integrity Project), afirmó el pasado domingo que el FBI estaba teniendo un acercamiento con él para revisar los hallazgos relacionados con las posibles actuaciones ilegales en las elecciones del 2020.

A través de su cuenta de Twitter, el 29 de noviembre Braynard aseguró que el FBI se ha acercado a su equipo solicitando que entreguen pruebas que den sustento sobre sus recientes hallazgo sobre fraude electoral:

– El @FBI me ha solicitado de manera proactiva y directa los hallazgos VIP que indican votaciones ilegales.

– Para el martes, habremos entregado a la agencia todos nuestros datos, incluidos nombres, direcciones, números de teléfono, etc.

En un Tweet seguido, Braynard indicó que aunque existan críticas que ponen en duda el accionar de quienes ocupan cargos superiores al interior del FBI en los últimos años, aún podía dar fe de los muchos patriotas en la agencia que “luchan al lado de la Constitución, la Ley y el Orden”.

Así mismo aclaró que el material que compartía con las fuerzas del orden público locales, estatales y federales, así como litigantes, legislaturas y periodistas siempre era una copia, afirmando que por ello aún no habían necesariamente garantías para proceder con cada caso.

De acuerdo con Braynard, los hallazgos de su equipo se han incluido o se incluirán en documentos judiciales en los estados de Pensilvania, Georgia, Michigan, Wisconsin y Arizona, informó Townhall.

El medio anteriormente citado señala que el Proyecto de Integridad del Votante descubrió varias irregularidades así como discrepancias significativas en los estados donde Biden aparentemente lidera la carrera presidencial por un estrecho margen.

Con relación a los hallazgos, Braynard aseguró que son extremadamente accesibles y fáciles de entender e indicó que se darán a conocer más detalles en los próximos días donde estaría incluido un documento técnico y una auditoría del trabajo de su equipo.

Just the News informó que Braynard, quien trabajó para Donald Trump como estratega y jefe de datos de campaña, ha aportado a los esfuerzos para lograr determinar si se llevó a cabo un fraude electoral generalizado y si esto logró afectar los resultados de las elecciones.

Según el exfiscal general de Kansas, Phillip Kline, director del Proyecto Amistad de la Sociedad Thomas More, Matt Braynard fue contratado junto a su equipo después del día de las elecciones “para desarrollar análisis de datos y cultivarlos como evidencia para respaldar las demandas de integridad electoral en los estados de batalla”.

En una publicación de Kline el pasado domingo, señaló que un agente del FBI de la ciudad de Los Ángeles se había puesto en contacto con Braynard con el ánimo de acceder a los datos recopilados.

Kline dio a conocer a través de una publicación de Twitter: “Hemos sabido que el Sr. Braynard fue contactado por el agente especial del FBI, Young Oh, de la oficina local del FBI en Los Ángeles, en busca de nuestros datos. El Sr. Braynard está cooperando con esta solicitud y lo apoyamos plenamente. Estos datos se han utilizado para identificar a cientos de miles de boletas potencialmente fraudulentas en los estados donde presentamos un litigio”.

“Más sobre estos datos estarán disponibles en la comparecencia de Matt Braynard antes de una reunión con los legisladores en Arizona mañana”, agregó la publicación.

El anuncio de Braynard se dio a conocer luego de que el pasado domingo el presidente Trump cuestionara la inacción del FBI así como del Departamento de Justicia para investigar las denuncias sobre fraude electoral en las elecciones del 2020.

César Munera – BLes.com