Redacción BLes – El Departamento de Justicia (DOJ) se negó a investigar las residencias de ancianos de Nueva York, Pensilvania y Michigan, a pesar de que varios miembros republicanos del Congreso se lo pidieron.

La división de derechos civiles del departamento había exigido a esos tres estados que presentaran estadísticas sobre el número de infecciones y muertes relacionadas con el virus PCCh (Partido Comunista chino), o también conocido como Covid-19, en los centros en agosto de 2020.

Todos los estados, excepto Nueva Jersey, fueron interrogados sobre si contribuyeron accidentalmente al número de muertes por el virus PCCh al principio de la pandemia. Las jurisdicciones dirigidas por los demócratas supuestamente dejaron que las instalaciones aceptaran a residentes que fueron hospitalizados por el virus. Sin embargo, hay pocos indicios para responder a tales indagaciones.

En una carta dirigida a los republicanos, el fiscal general adjunto del DOJ, Joe Gaeta, dijo que los abogados de la división de derechos civiles habían evaluado los datos de Nueva York y otros materiales relevantes.

Decidieron que la investigación de la Ley de Derechos Civiles de Personas Institucionalizadas no se llevará a cabo “en este momento”. Las investigaciones iniciadas en octubre de 2020 sobre dos residencias de ancianos en Nueva Jersey seguirán adelante según lo previsto.

Sin embargo, el representante Steve Scalise, uno de los principales republicanos de Luisiana en el Subcomité Selecto de la Cámara de Representantes sobre la Crisis del Coronavirus, describió la falta de acción del DOJ como “indignante”.

“Las familias en duelo merecen respuestas y responsabilidad”, dijo en un comunicado. “Es inconcebible que el DOJ de [el presidente Joe] Biden se niegue a investigar las acciones mortales que fueron en contra de la orientación médica de [los] Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades tomada en estos estados”.

El Partido Republicano criticó anteriormente al gobernador de Nueva York, Andrew Cuomo (demócrata), por la supuesta falsificación de los datos de las muertes relacionadas con el virus PCCh en las residencias de ancianos de todo el estado.

También le recomendamos: Biden habla sobre el consumo de sangre de niños por parte de los demócratas (Video)

Ad will display in 09 seconds

Para liberar camas de hospital durante el apogeo de la pandemia en 2020, Cuomo dio instrucciones a las residencias de ancianos para que aceptaran a los residentes infectados por el virus PCC. La medida fue ampliamente criticada por provocar que el número de muertes se disparara en las residencias de ancianos.

La fiscal general del estado, Letitia James (Partido de las Familias Trabajadoras), publicó un informe en el que afirmaba que múltiples centros no habían aplicado las medidas de seguridad sanitaria adecuadas.

También se acusa al gobernador de informar erróneamente sobre el número de víctimas mortales entre los residentes de cuidados de larga estancia de Nueva York, y de retrasar la obligación de proporcionar información correcta a los legisladores estatales.

Cuomo niega cualquier mala conducta y la fiscalía de Brooklyn sigue investigando el manejo de los datos del estado sobre las muertes en los centros de cuidados de larga estancia.

Laura Enrione – BLes.com