Redacción BLes – Una exdirectora de la multinacional abortista, Planned Parenthood, expuso durante la conferencia anual Demócratas por la Vida de América en Columbus, Ohio, el sábado, llos engaños que realiza la empresa para llevar a cabo abortos y cómo se aprovecha de los indocumentados, según informó The  Christian Post.

Durante su exposición, Mayra Rodríguez, quien trabajó 16 años para la multinacional abortista habló de su historia dentro de la empresa, desde sus inicios cuando la contrataron siendo indocumentada hasta su fin cuando la despidieron por quejarse ante sus superiores de las mentiras que fue descubriendo.

Rodríguez fue contratada por la compañía siendo teniendo el estatus de indocumentada lo que le pareció “la mejor y más amable” acción hacia ella.

La mayor parte de su trabajo en la organización fue proporcionando métodos anticonceptivos y tratamiento para enfermedades de transmisión sexual a las mujeres.

Según expresó, la contrataron para atraer a la comunidad de inmigrantes indocumentados. 

Gracias a su ascenso a directora de abortos en la clínica más grande del estado de Arizona, pudo darse cuenta de “el engaño de Planned Parenthood” sobre el aborto.

Rodríguez contó que muchas mujeres inmigrantes ilegales que trabajan en el campo, son llevadas a las clínicas de Planned Parenthood luego de ser violadas por sus capataces y que las reciben diciéndoles que no las deportarán pero que si deciden ir a un hospital para tener al bebé, seguramente sí las deportarán.

Según dice la exdirectora, estos dichos, las lleva a pensar “Oh, no puedo tener un hijo porque podría ser deportado y podría separarme de mis otros tres hijos” y que en base a su experiencia personal como inmigrante ilegal, pensar que tiene que irse de los Estados Unidos, es la peor sensación que uno´puede tener.

También habló sobre la presión que ejerce la multinacional abortista para legalizar el aborto alrededor del mundo.

Rodríguez dijo que quedan sólo seis países en latinoamérica que son provida y que en el resto lograron “entrar y afiliarse a organizaciones de esos países y financiarlas para promover el aborto”.

Al referirse a lo que significa un aborto dijo “Se necesitan entre 15 y 26 minutos para un aborto. Las asfixian y también les inyectan una solución salina en el corazón hasta que su corazón se detiene durante 24 horas antes de sacarlas pieza por pieza.”, por lo que es “una pena de muerte para los no nacidos”.

Cuando fue ascendido, pudo descubrir realmente lo que hace la compañía “Me di cuenta de todas las atrocidades. Noté las irregularidades. Noté la negligencia. Me di cuenta de todas las cosas que los abortistas de Planned Parenthood ocultan a la gente”

Este despertar, la llevó a quejarse con sus superiores por lo que fue despedida y acusada falsamente de tener narcóticos en su oficina.

En el 2019, ganó una demanda a Planned Parenthood por despido injustificado.

Hoy trabaja en el grupo provida Then There Were None, buscando ayudar a las personas que trabajan en clínicas abortistas a que dejen sus trabajos.

También le recomendamos: La ANGUSTIANTE situación que sufrió la expresidente de Planned Parenthood

Ad will display in 09 seconds

[BENEFICIO COMUNIDAD BLES.COM: 81% DE DESCUENTO en VPN – NAVEGA MÁS SEGURO QUE NUNCA con SURFSHARK – CLICK AQUÍ]

“Necesitamos detener el negocio de otros abortistas que atacan a nuestras mujeres y persiguen a nuestras comunidades de inmigrantes y comunidades minoritarias”, dijo Rodríguez.

Cuando le preguntaron sobre los maestros que alientan a las niñas embarazadas a abortar, dijo que durante su capacitación en Planned Parenthood le enseñaron a generar dudas en las niñas que quedan embarazadas.

Dijo que les enseñan a mostrarles un futuro malo en el caso de que decidan tener al hijo. Les muestran el peor panorama que puede existir con dichos como “Tu mamá te va a echar”, “la escuela te va a echar”, llevando de esta manera a las niñas a ver al aborto como la opción más lógica.

Pero si no logran que desistan de tener a su hijo, apelan a la culpa, diciéndoles que ese niño merece tener un mejor futuro que el que ellas pueden darle y que por eso deben realizarse un aborto, por amor a su hijo.

Para concluir pidió ayudar a cambiar esta forma de hacer ver a las niñas y adolescentes el tener un hijo, llevarlas a que vean que tener uno es “una bendición”.

Sebastian Arcusin – BLes.com