Redacción BLesEl presidente estadounidense, Joe Biden, visitó la pequeña ferretería W.S. Jenks & de Washington D.C. y en un video se muestra desorientado y confuso, ausente a las preguntas de los periodistas.

Mientras daba vueltas en el local comercial un periodista le pregunta en voz alta sobre la crisis migratoria, pero Biden no parece darse cuenta y a continuación los escoltas desalojan a los periodistas del lugar. 

“Se impide a los medios de comunicación hacer preguntas a un Biden con aspecto confuso en su visita a las pequeñas empresas de DC”, informó Maggie VandenBerghe, con el usuario @FogCityMidge, el 9 de marzo.

Las reacciones de todo tipo se expresaron de inmediato, algunas de ellas expresando hasta tristeza por la escena.

“Lo siento, pero esto es simplemente irresponsable… ¿Me vas a decir que la gente que votó por este tipo votó por esto?… mi padre tiene las primeras etapas de la demencia, no tengo ni idea de si este hombre está sufriendo de la misma, pero esto es simplemente triste gente… en serio, esto no se puede mezclar con política”, lamentó el internauta  @AvengeOne.

Para el usuario @DogCrusader también es triste, y considera que Biden está siendo explotado por los demócratas.

“Estoy de acuerdo en que esto es muy triste. Me siento mal por Joe Biden su partido lo está explotando. Simplemente horrible”, escribió. 

Recomendamos:

Los cuestionamientos sobre la salud mental de Biden se hacen cada vez más acuciantes, en otros videos tomados durante las pocas semanas que lleva en el cargo reiteran sus dificultades no solo de memoria sino de ubicación. 

En uno de los videos olvida los nombres de los funcionarios a los que se refería en su alocución y en otro hasta se pregunta a sí mismo qué estaba haciendo en ese lugar y dice que estaba perdiendo la ubicación. 

“Quiero agradecer al ex general. Sigo llamándole general, pero mi… el tipo que dirige ese equipo de allí”, dijo confuso esta vez, según el video de @dcexaminer.

Estas circunstancias dan lugar a que se especule sobre el próximo reemplazo que podría ocurrir, en el que sería la vicepresidenta, Kamala Harris, quien tome posesión de la dirección del país.

Como parte de ese eventual proceso de sucesión son tomadas las funciones que Harris desempeña a cargo de las relaciones internacionales.

En este sentido, la Casa Blanca informó que Harris hizo llamadas a jefes de Estado, las que deberían estar reservadas a Biden, despertando inquietud acerca de la posible incapacidad de trabajo de este último.

José Hermosa – BLes.com