Redacción BLes – El presidente del Comité Judicial del Senado, Chuck Grassley, denunció el viernes a una mujer, que acusó al juez de la Corte Suprema Brett Kavanaugh de violarla “varias veces” en el asiento trasero de un automóvil, ante el Departamento de Justicia por “declaraciones materialmente falsas” y “obstrucción”.

Kavanaugh, confirmado ante el tribunal superior el 6 de octubre, fue acusado por varias mujeres de agresión sexual y mala conducta antes de la confirmación.

Una de las acusaciones se produjo a través de una carta en la que una mujer acusó al juez Kavanaugh de violarla junto a un amigo en el asiento trasero de su coche.

La carta se firmó con el seudónimo Jane Doe de Oceanside CA y fue entregada a la senadora Kamala Harris, demócrata de California y miembro del comité del Senado donde se celebraron la audiencias previas al nombramiento del juez, según relata el informe presentado por el senador Grassley ante el Departamento de Justicia y el FBI. 

El 3 de octubre, personal del comité recibió un correo electrónico de la Sra. Judy Munro-Leighton cuyo asunto decía: “Yo soy Jane Doe de Oceanside CA – Kavanaugh me violó”. 

En el correo, Leighton reconocía haber enviado la carta a la senadora Kamala y decía estar escribiendo ahora porque sabía que Jane Doe no lograría la atención de los medios. 

Investigadores del comité rastraron el correo electrónico y finalmente descubrieron que la autora de este es una mujer décadas mayor que Kavanaugh, de Kentucky y activista de izquierdas

Cuando, tras varios intentos, lograron hablar con la mujer por teléfono esta reconoció que nunca fue violada por Kavanaugh y que, de hecho, jamás se habían visto personalmente. 

Juez Brett Kavanaugh jurando su cargo como juez de la Corte Suprema de los Estados Unidos.
Juez Brett Kavanaugh jurando su cargo como juez de la Corte Suprema de los Estados Unidos.

Admitió haber mentido con su correo, sin embargo, niega haber sido la autora de la carta original firmada por Jane Doe, simplemente la cogió de Internet y la usó para tratar de manchar aún más la reputación del hoy juez de la Corte Suprema de los Estados Unidos. 

Grassley considera esta falsa acusación como una acción intencionada de obstaculizar un proceso constitucional, desperdiciando fondos y recursos públicos y que por tanto debería tener consecuencias legales. 

“Es ilegal obstruir investigaciones del comité”, asegura en el informe que se ha remitido al Departamento de Justicia y al FBI para que realicen las investigaciones pertinentes referentes a este caso y se depuren las responsabilidades civiles o penales que correspondan. 

La semana pasada, Grassley refirió al abogado Michael Avenatti y a su cliente Julie Swetnick, que acusaron a Kavanaugh de conducta sexual inapropiada, para ser investigados criminalmente por una posible “conspiración” para proporcionar declaraciones falsas al Congreso y obstruir su investigación, informó el medio Fox News.

Avenatti es un potencial candidato presidencial demócrata en 2020 y trabaja como abogado de la estrella de cine para adultos Stormy Daniels, quien sostiene que tuvo un encuentro sexual con el presidente Trump años antes de su elección.