Redacción BLesEl gobernador republicano de Texas, Greg Abbott, emitió el martes una orden que prohíbe a los gobiernos locales y las escuelas exigir máscaras faciales en el interior, apenas unos días después de que Texas anunciara que su sistema de salud detectó cero muertos contagiados con el virus PCCh el último domingo.

Según los datos de salud del estado, es la primera vez que no se registran muertes por coronavirus en aproximadamente 14 meses. La noticia llegó apenas dos meses después de que el presidente Joe Biden se uniera a un grupo de demócratas que criticaron a los gobernadores de Mississippi y Texas por levantar sus mandatos de máscara en todo el estado.

“Creo que es un gran error. Lo último, lo último que necesitamos es que un neandertal piense que mientras tanto, todo está bien, quítese la máscara, olvídelo”, dijo Biden en ese momento.

Ante el éxito de sus políticas, a pesar de las críticas recibidas por aquellos que pretenden imponer el pánico y perpetuar los encierros y las prácticas de distanciamiento, el gobernador Abbott anunció mediante una orden ejecutiva el martes, que prohíbe a las entidades gubernamentales obligar el uso de máscaras.

“TX prohíbe los mandatos de máscaras por parte de entidades gubernamentales”,dijo Abbot en su cuenta de Twitter dónde publicó la Orden Ejecutiva. “También estamos prohibiendo que las escuelas públicas exijan máscaras después del 4 de junio”.

Le recomendamos: A IMAGEN y SEMEJANZA de TRUMP – Así se preparan los REPUBLICANOS para VOLVER a la CASA BLANCA

Ad will display in 09 seconds

La orden del gobernador afecta tanto a condados, como a ciudades y distritos escolares, también abarca autoridades de salud pública y otros funcionarios gubernamentales.

Además, los funcionarios que intenten imponer un mandato de máscara o imponer una limitación inconsistente o protagonicen algún tipo de conflicto con la orden ejecutiva luego del 21 de mayo, pueden estar sujetos a una multa de hasta 1.000 dólares.

De este modo, el gobernador Abbott desafía una vez más a los Centros para el Control de Enfermedades (CDC) que aún recomiendan que los niños en interiores deben continuar utilizando tapabocas, a pesar que gran cantidad de estudios aseguran que los niños no son transmisores activos del virus.

“Después del 4 de junio, ningún estudiante, maestro, padre u otro miembro del personal o visitante puede ser obligado a usar una máscara mientras esté en el campus”, dijo la oficina del gobernador en un comunicado.

Nuevamente Abbot apuesta a la libertad de cada individuo y a la responsabilidad individual por sobre cualquier imposición por parte del gobierno. 

“Los tejanos, no el gobierno, deberían decidir sus mejores prácticas de salud, razón por la cual los distritos escolares públicos o las entidades gubernamentales no exigirán máscaras. Podemos continuar mitigando COVID-19 mientras defendemos la libertad de los tejanos de elegir si se enmascaran o no”.

Andrés Vacca – BLes.com