Redacción BLes- El presidente de los Estados Unidos usó su cuenta de Twitter el domingo 16 de agosto para advertir al alcalde de la ciudad de Nueva York:

“Ley y orden. Si el @alcaldedeNYC no puede hacerlo, ¡nosotros lo haremos!”

El tweet del presidente era en repuesta a otro que indicaba que 49 personas fueron baleadas en las últimas 72 horas en la ciudad de Nueva York, reportó Fox News.

Según un informe realizado por Fox 5 NY el crimen se disparó sustancialmente comparado con el mismo periodo del año pasado y existe más de un factor.

“El número total de tiroteos en lo que va de 2020 ascendió a 888, en comparación con sólo 488 en este momento en 2019”, detalla el informe.

En lo que va del año se registraron 1087 víctimas de tiroteos en la ciudad cuando en 2019 este mismo periodo solo hubo 577. De manera similar las muertes por tiroteos del año pasado fueron de 196 y hoy esa cifra es de 263.

Algunos líderes comunitarios y sindicatos policiales han criticado a los funcionarios de la ciudad por no responder adecuadamente al nivel de violencia que se ve en las calles y al contrario sus medidas han complicado más la situación.

Eric Adams, presidente del distrito de Brooklyn dijo que no ve que las autoridades de la ciudad tengan el nivel de urgencia que deberían: “Odiaría creer que nos hemos vuelto inmunes a la violencia por la ubicación geográfica y el origen étnico de las víctimas”, lamentó el Sr. Adams.

Adams ex capitán de policía, quien también aboga por una reforma policial, señaló que fue un error haber desarmado la unidad anticrimen que contaba con unos 600 efectivos policiales cuya tarea era sacar las armas de las calles.

La Asociación Benevolente de Policías de Nueva York, un sindicato que agrupa 24.000 policías, twitteó en respuesta al incremento del crimen: “Las razones no son complicadas. Los políticos de la ciudad nos han demonizado en cada momento y en el proceso nos han despojado de las herramientas necesarias para sacar las armas de las calles. Cuando dejan a los policías que manejen el crimen con “mano blanda”, las bandas violentas entran en el vacío y reinan el terror sobre los neoyorquinos.”

Cuáles fueron las medidas que tomó De Blasio

En respuesta al movimiento de “desfinanciar a la policía” de Black Lives Matters luego de la muerte de George Floyd, el alcalde demócrata de la ciudad de  Nueva York, Bill De Blasio anunció un recorte de mil millones de dólares del presupuesto del Departamento de Policía y la medida fue aprobada a fines de junio, según un informe de Fox News.

Según ABC7NY.com el alcalde de la ciudad también aprobó la Ley Paquete de Responsabilidad el miércoles 15 de julio de 2020 para introducir reformas en la policía.

Las reformas prohíben el uso técnicas de estrangulamiento, permitirán que los ciudadanos graben la actividad policial, exigirán transparencia en el uso de tecnologías de vigilancia, establecerán una plataforma online para que la gente reporte la mala disciplina de los agentes y se asegurarán de que todos los policías tengan su número de placa y las designaciones de rango visibles en todo momento. 

A pesar de que el movimiento de Black Lives Matters ha recibido fuerte apoyo por parte de los demócratas y mucha ayuda de los medios de comunicación principales, las comunidades afroamericanas en Nueva York no opinan lo mismo.

En un programa del 14 de julio de 2020 de Sean Hannity, su colaborador Lawrence Jones entrevistó a varias personas negras en el barrio de Harlem y todas ellas se expresaron en contra de desfinanciar a la policía, de hecho, la mayoría estaba de acuerdo que falta más presencia policial en sus barrios. Ami Horowitz un periodista independiente obtuvo respuestas muy parecidas en un video que grabó el 17 de marzo de 2016.

No es la primera vez que el presidente Trump se enfrenta con un líder demócrata por la violencia que ha arrasado al país en respuesta a la muerte de Floyd. 

Trump ha ofrecido a otras ciudades, como Portland, Seattle, Chicago, etc. donde el crimen y los disturbios han hecho estragos, el envío de agentes federales para ayudar a restablecer el orden, pero su ayuda fue rechazada.

Mientras que algunos analistas dicen que es una táctica política para ganarse la reputación del “presidente de la ley y el orden”, otros han rechazado la idea diciendo que establecer la ley y el orden es la primera de las responsabilidades que un funcionario de gobierno asume al jurar la Constitución. 

Álvaro Colombres Garmendia – BLes.com