Redacción BLes- La campaña del candidato demócrata presidencial, Joe Biden, está en grave riesgo por la información que entregó un técnico de computadores, quien dijo que sintió miedo por su vida al ver los contenidos del disco duro que entregó, en una entrevista publicada por Daily Beast el 14 de octubre. 

Los comprometedores datos que al parecer contiene el disco duro que encontró John Paul Mac Isaac, un técnico de computadores residente en Wilmington, Delaware, la ciudad en la que también reside Biden, fueron revelados en primera instancia por el New York Post. 

El New York Post publicó una citación federal según la cual el FBI confiscó la computadora y el disco duro en diciembre del año pasado, a solicitud de Mac Isaac. 

Mac Isaac, además, hizo una copia del disco duro como una garantía para su seguridad personal y la entregó al abogado del exalcalde de Nueva York, Rudy Giuliani, Robert Costello. Giuliani la suministró al New York Post. 

“Probablemente sabían que tenía una copia porque era muy claro que no querían que me asesinaran”, dijo Mac Isaac, según Daily Beast. 

“Cuando tienes miedo y no sabes nada sobre la profundidad de las aguas en las que estás, quieres encontrar un salvavidas”, agregó.

En ese dispositivo electrónico, al parecer, hay pruebas entre las cuales se encuentran correos electrónicos enviados entre Hunter Biden y ejecutivos de la empresa ucraniana Burisma, que pagaba un sueldo mensual de 50.000 dólares a Hunter.

A través de esos correos, Hunter solicita a su padre que elimine las investigaciones sobre corrupción que estaba enfrentando la empresa ucraniana ante la justicia.

Luego se supo que Joe Biden hizo despedir al fiscal ucraniano encargado de la investigación, presionando con una ayuda financiera solicitada por el gobierno de Ucrania.

Por su parte, el presidente estadounidense, Donald Trump, publicó un video que sintetiza las versiones resumidas de esos polémicos tratos de los Biden, catalogados como corruptos. 

“Esta es una historia real y única”, fue el corto comentario en el tuit de Trump.

Además del revuelo que causó el inusitado hallazgo, las grandes redes sociales Facebook y Twitter se adelantaron a censurar la circulación de la noticia, aumentando enormemente el impacto de esta.

De este modo, las grandes redes añadieron una eventual interferencia electoral por la protección arbitraria que parecían brindarle al candidato demócrata presidencial, Joe Biden, en contra de los derechos a la libertad de expresión de la que son depositarios, y ejerciendo un poder indebido.

“Esta fue una censura masiva a una escala que Estados Unidos nunca ha experimentado en 245 años, y es una amenaza para todos nosotros”, dijo el reconocido periodista Tucker Carlson a través de Fox News. 

Y, agregó: “Las democracias solo funcionan cuando hay un libre intercambio de información entre los ciudadanos. Ya no tenemos eso”.

José Hermosa-BLes.com