Redacción BLesEl senador republicano por Florida, Rick Scott, mostró los hechos que evidenciarían a los demócratas como socialistas, de acuerdo con sus obras, lo que impone la necesidad de ayudar aún más a los estadounidenses.

“Están matando empleos. No abren las escuelas. Ya sabes, abren las fronteras. Todas estas cosas. Y por lo que vamos a ser conocidos, es porque vamos a ayudar a las familias”, declaró Scott en el programa American’s Newsroom citado por Breitbart el 25 de febrero. 

“Para vencer esta amenaza, la amenaza del socialismo, la deuda aplastante, la pérdida de la libertad- debemos centrarnos en sumar, no en restar; en mirar hacia adelante, no hacia atrás”, había dicho Scott en una carta dirigida a los votantes, activistas, líderes y donantes del Grand Old Party, como se le conoce también al partido republicano, según Fox News. 

Para Scott es prioritario aprovechar las opciones que se presentan en el panorama político del país y trabajar por ellas, en vez de insistir en las anteriores rencillas que podrían debilitar la contundencia de las respuestas dadas a los ciudadanos. 

“El espectáculo del impeachment, que ha durado mucho tiempo, ha terminado. Ahora es el momento de mirar hacia adelante”, animó Scott, quien es también el presidente del Comité Senatorial Nacional Republicano (NRSC, por la sigla en inglés) 

Asimismo, presentó el contexto en el que se desenvuelven los demócratas, quienes a pesar de controlar el Senado y la Cámara de Representantes tan solo han creado situaciones adversas para la nación, en vez de construir a su favor. 

“Esto es lo que han hecho y están en proceso de hacer hasta ahora: recortar la seguridad fronteriza, conceder amnistía a los ilegales, cancelar el oleoducto Keystone destruyendo miles de puestos de trabajo, permitir que los varones compitan en los deportes femeninos, prohibir el fracking en tierras federales haciéndonos menos independientes energéticamente y usar el dinero de los impuestos para pagar el aborto en países extranjeros,” resumió Scott.

Le recomendamos:

Además de proponer una gran jornada para la recuperación del Congreso, expuso algunos de los aspectos en los que su partido haría aportes a los estadounidenses. 

“Los republicanos van a ser conocidos y vamos a ganar porque nos preocupamos por su trabajo, por la educación de sus hijos, vamos a financiar a la policía -no vamos a hacer lo que los demócratas están haciendo: des financiar a la policía”, advirtió.

Y agregó:”Vamos a asegurarnos de que tenemos un ejército fuerte porque queremos defender nuestras libertades, y queremos mantener nuestras libertades. No vamos a ir por el camino del socialismo”.

Ciertamente, los electores del expresidente, Donald Trump, sienten sus ausencia y una evidencia de ello se reflejaría en una encuesta reciente, que señala cómo la clase trabajadora de los Estados Unidos está abandonando masivamente a los demócratas para unirse al Partido Republicano, principalmente debido a las políticas globalistas de la administración Biden, reportó Washington Examiner.

Según la encuesta el Partido Republicano ganó un 12% de afiliados en los últimos 10 años y la mayor parte de este éxodo ocurrió durante la gestión del expresidente Donald Trump.

Considerado para los republicanos como un segmento difícil de llegar, el apoyo de la clase trabajadora estadounidense, que está conformada por una importante proporción de hispanos y afroamericanos, creció un 13% y 12% respectivamente entre 2010 y 2020.

El apoyo general de toda la clase trabajadora estadounidense al Partido Republicano, incluyendo la población blanca, se ubica actualmente en un 57%.

José Hermosa – BLes.com