Frente a la multitud atenta ante sus palabras, Donald Trump criticó a la gestión actual por haber revocado su protección al deporte femenino.

Una multitud de miles de simpatizantes eufóricos recibió a Donald Trump el fin de semana del feriado del 4 julio bajo la consigna «salva a EEUU». El exmandatario republicano a lo largo de 90 minutos dio un monólogo que avivó los ánimos de sus seguidores, así como despertó el fervor patriótico en un país donde ondear la bandera de la nación se ha vuelto una cuestión partidaria.

Trump plasmó la importancia de su regreso a la Casa Blanca al destacar una imagen desoladora de Estados Unidos, dando un giro negativo desde que dejó la presidencia en enero. “Nuestras calles están siendo tomadas por viciosos matones y criminales sedientos de sangre, nuestra frontera está siendo borrada ante nuestros propios ojos”, dijo el neoyorkino en su alocución de acuerdo con el Herald Tribune.

De la misma forma, se refirió a lo que se ha denominado como un adoctrinamiento ideológico en el ejército, el teniente coronel Matthew Lohmeier fue destituido de su descargo por denunciarlo. Al respecto, Trump tomó este suceso para referirse a la Teoría Crítica de la Raza e indicó que «está siendo empujada por las gargantas de nuestros hijos y en las filas de nuestro ejército e incluso nuestros generales lo están haciendo».

El secretario de Defensa, Lloyd Austin, también fue objeto de los reproches del expresidente estadounidense. En tal sentido, recalcó que «no demonizo al hombre, pero quiero dejar en claro tanto a él como a todos los miembros del servicio que esta agenda (de diversidad e inclusión) nos dividirá, no nos unificará».

Le recomendamos: Están pasando MUCHAS COSAS (aunque otros MEDIOS NO LAS CUENTEN)

Ad will display in 09 seconds

El deporte femenino y la importancia de protegerlo

Frente a la multitud que estuvo atenta ante sus palabras, Donald Trump también criticó a la gestión actual por haber revocado su protección al deporte femenino y cómo en nombre de la inclusión «a los hombres se les permite jugar en deportes de mujeres. Es tan injusto, tan loco».

Esto último perjudica a las niñas y mujeres no solo a nivel deportivo sino también académico, pues reduce sus posibilidades de acceder a becas universitarias, dado que por la fuerza física de las personas trans que nacieron varones, las chicas compiten en condiciones desiguales.

Para revertir este fenómeno, más de una decena de estados de gobierno conservador están aprobando leyes que protegen el deporte femenino y enfrentan cómo, escudado en la inclusión, la administración de Joe Biden está desplazando a las mujeres de los deportes.

Para muchos Trump sigue siendo presidente

Y los partidarios de Trump no solo reniegan de Joe Biden, sino que aún toman al neoyorkino como su mandatario.  “Trump es nuestro presidente y nada de eso es legítimo. Es una caza de brujas», dijo un asistente vestido del Tío Sam, símbolo patrio, Duane Schwingle, un residente de Chiefland, Florida.

Es vital también destacar la importancia de Florida en las elecciones. Primero por su población hispana, la cual incluye venezolanos, nicaragüenses y cubanos que escaparon del socialismo, por ende respaldan al antiguo mandatario que ha enfrentado a dicho sistema político-ideológico.

Trump se aseguró de avivar esas pasiones durante su discurso en Florida señalando a los demócratas como «socialistas».

Finalmente, ante los señalamientos que pesan contra la empresa de Trump por evasión de impuestos pasó unos 10 minutos criticando la acusación de Nueva York contra su empresa. Asimismo, minimizó simultáneamente la gravedad de los cargos, describiéndolos como parte de una caza de brujas en curso.

«Me han atacado desde que bajé por el ascensor», dijo a la multitud. Más tarde agregó: “Realmente se llama mala conducta de la fiscalía. Es algo terrible, terrible»

Para cerrar su intervención, el exmandatario norteamericano acentuó la urgencia de su regreso y recalcó que «juntos recuperaremos la Cámara, recuperaremos el Senado y recuperaremos Estados Unidos (…) La izquierda radical está trayendo una pesadilla de caos y anarquía a todos los estados y comunidades de este país».

Ante una agenda de división por parte de la izquierda política, Trump habló de unidad y así lo manifestaron sus simpatizantes, entre ellos Blacks for Trump.

Mamela Fiallo Flor – Panampost.com