Redacción BLesLa interna dentro del partido republicano continúa, aún después de la salida de Donald Trump de la presidencia. Una prueba de ello es que este jueves 24 de junio, el expresidente emitió un comunicado criticando al líder de la mayoría republicana en el Senado de Michigan, Mike Shirkey, y al senador estatal republicano Ed McBroom, afirmando que están “haciendo todo lo posible” para “ocultar la verdad” sobre las elecciones presidenciales de 2020.

Trump se refiere a un informe presentado en el Senado de Michigan el 23 de junio, que podía impulsar o no a que se realice una auditoría forense de las elecciones de 2020. Este informe, a pesar de afirmar que hubo irregularidades en los votos, dice que no es justificable una auditoría por no encontrar pruebas de “fraude sistémico”. Fue el senador republicano McBroom quien firmó la carta que acompaña el informe, de acuerdo a The Western Journal.

En respuesta, el expresidente Trump escribió: “Los senadores del estado de Michigan Mike Shirkey y Ed McBroom están haciendo todo lo posible para detener las auditorías electorales a fin de ocultar la verdad sobre el 3 de noviembre. La ‘investigación’ del Senado sobre la elección es un encubrimiento y un método para salir de una Auditoría Forense para examinar la contienda presidencial”.

El expresidente Trump llama a la ciudad del estado de Michigan, Detroit, como la más corrupta a nivel electoral y a los políticos republicanos mencionados anteriormente los llama “corruptos” por su contradicción en decir que no hubo fraude en el condado, pero por otro lado admitir que existieron problemas con algunos votos.

“Admiten ‘problemas con las cifras’ que manipularon 7.048 votos para otorgar ilegalmente un condado muy conservador a Joe Biden, lo que generó grandes señales, solo para luego descubrir que en realidad fue el presidente Trump quien ganó el condado por 3.788 votos, no Biden”, escribió Trump.

La referencia que menciona Trump sobre “7.048 votos” fue en alusión al condado de Antrim, Michigan. Recordemos que el condado originalmente proclamó a Biden como el ganador de las elecciones presidenciales de 2020, pero luego de un conteo manual de los votos admitió una “falla” que dio vuelta el resultado a favor de Trump.

“El informe menciona que Detroit llevó a cabo “acciones ilegales” al bloquear a nuestros trabajadores electorales, y concluye que el envío de solicitudes de voto no solicitadas “demuestra una clara vulnerabilidad para el fraude”, para luego decir que nadie debería cuestionar estas elecciones…”, prosiguió el expresidente.

La mención de “una clara vulnerabilidad” se refiere a un informe del Comité del Senado de Michigan, publicado el miércoles y que asegura que no encontró “evidencia de fraude generalizado o sistémico” en las elecciones 2020 en el estado de Michigan. Aunque el informe no reclamó fraude electoral, sí señaló un problema con el envío de boletas de voto ausente a todos los votantes del estado.

“El Comité concluye que esto demuestra una clara vulnerabilidad al fraude que puede pasar desapercibido, si el votante real no vota en absoluto”, dice el informe. Esto indica que esto podría conducir a una vulnerabilidad de doble voto o que alguien votara en lugar de otra persona.

A pesar de esto, como se mencionó antes, se desaconsejó realizar una auditoría de los resultados electorales, al contrario de lo que ocurrió en Arizona, donde los senadores estatales republicanos lucharon para que se lleve a cabo la auditoría que ahora se está llevando a cabo en Maricopa, el condado más grande del estado.

En el comunicado, Trump también dijo: “En lugar de hacer una Auditoría Forense, quieren investigar a los Patriotas que han luchado por la verdad y que están exponiendo una elección muy posiblemente amañada”.

“La verdad saldrá a la luz y los RINO [republicanos solo de nombre] pagarán en las urnas, especialmente con los votantes primarios y los desafíos esperados. Nuestro país se basó en elecciones libres y justas, ¡y eso es lo que debemos tener!” agregó Trump.

Le recomendamos: NURSULTÁN | ¿La CIUDAD FUTURISTA del CABAL?

Ad will display in 09 seconds

La declaración del expresidente concluyó con los nombres y números de teléfono de los dos senadores estatales de Michigan, para que las personas los llamen y los insten a que hagan lo correcto.

Algunos representantes -más afines al movimiento MAGA impulsado por Trump- no están de acuerdo con la decisión de no realizar una auditoría forense en Michigan.

Pero no solo los políticos, sino que los ciudadanos de a pie también están pidiendo transparencia en las cuestionadas elecciones 2020.

El pasado 17 de junio, cientos de personas se reunieron frente al Capitolio de Michigan para protestar y entregar aproximadamente 7.000 declaraciones juradas alegando fraude electoral y exigiendo una auditoría forense.

Los manifestantes reclamaron que la auditoría de la secretaria de Estado Jocelyn Benson solo hizo recuento de votos, pero no fue más allá.

Si bien en Michigan se realizó un recuento manual de votos, no se profundizó en investigar los procesos que se presumen fraudulentos en la elección, por ejemplo los que respectan al equipo de Dominion Voting Systems, el cual se ha demostrado en varios condados que fue fácilmente alterado para beneficiar al Partido Demócrata en los conteos de boletas. 

Celeste Caminos– BLes.com