Redacción BLesEl gobernador demócrata de California Gavin Newsom aprobó una serie de leyes estos últimos días que obligarán a las escuelas a proveer tampones o toallitas femeninas gratis para las mujeres, las grandes jugueterías deberán tener una sección con juguetes de género neutro, todas las herramientas que tengan motor a gasolina estarán prohibidas y el currículo escolar deberá enseñar la historia de los principales grupos de inmigrantes en los Estados Unidos.

El sábado 9 de octubre era la fecha final para aprobar o vetar leyes del año fiscal 2022, por ello el gobernador se apresuró a aprobar todas aquellas leyes pendientes, informó Daily Mail.

Productos de higiene femenina paras las estudiantes

Una de las leyes obligará a las escuelas y universidades a tener productos de higiene femenina en los baños gratis para mujeres.

Activistas del grupo Período hicieron una campaña buscando precios accesibles para tampones, toallitas femeninas y otros ítems para lidiar con la menstruación alegando que es un ‘derecho humano’.

“California se une a un número cada vez mayor de estados que lideran el camino para demostrar que la equidad menstrual es una cuestión de derechos humanos’, dijo el grupo de defensa PERIOD en una declaración. “Ninguna estudiante debería perder tiempo de aprendizaje debido a su menstruación, y punto”.

“Nuestra biología no siempre nos avisa con antelación de que vamos a empezar a menstruar, lo que a menudo significa que tenemos que dejar de hacer lo que sea para enfrentarnos a la regla”, dijo la asambleísta demócrata Cristina García sobre su legislación. “Al igual que el papel higiénico y las toallas de papel se proporcionan en prácticamente todos los baños públicos, los productos menstruales también deberían hacerlo”.

La ley abarca desde el grado 6 hasta el 12, las escuelas comunitarias, las dos universidades estatales y regirá a partir del 2022-2023. El estado como de costumbre, alienta al sistema de educación privado a seguir el lineamiento.

Herramientas con motores a gasolina

El asambleísta Marc Berman fue autor de la ley —que forma parte de la agresiva estrategia para mejorar la calidad del aire y combatir la contaminación— que prohibirá el uso de herramientas con motores a gasolina para supuestamente reducir las emisiones de gases a la atmósfera.

Las herramientas afectadas por la ley incluyen cortadoras de césped, hidro lavadoras, motosierras, carros de golf, equipos electrógenos, y desmalezadoras.

La ley obligará a quienes posean este tipo de herramientas a cambiar por alternativas que utilicen baterías o se enchufen.

En California hay más de 16,7 millones de estos pequeños motores. Las autoridades afirman que el funcionamiento de un soplador de hojas a gasolina durante una hora emite la misma cantidad de contaminación que conducir un Toyota Camry 2017 de Los Ángeles a Denver, una distancia de unos 1.100 kilómetros.

“Se trata de un enfoque bastante modesto para intentar limitar las enormes cantidades de contaminación que emiten estos equipos, por no hablar del impacto en la salud de los trabajadores que los utilizan constantemente”, dijo Berman.

“Es sorprendente la reacción de la gente cuando se entera de lo mucho que contaminan estos equipos y de la cantidad de emisiones que forman el smog y cambian el clima que crean los pequeños equipos con motor fuera de la carretera”, añadió el asambleísta.

Esta ley impactará más fuertemente sobre los paisajistas profesionales y los jardineros por lo que el gobierno destinará unos 30 millones de dólares para que este grupo de trabajadores pase de herramientas con combustible a equipos eléctricos.

No obstante, representantes de la industria de las herramientas con combustible aseguran que el dinero no alcanza para ayudar a las más de 50 mil pequeñas empresas que serán impactadas por la ley.

También mencionaron que las herramientas con electricidad además de costar el doble que las que utilizan gasolina, son menos eficientes.

En 2020, Newsom emitió una orden para prohibir la fabricación de nuevos autos y camiones con motores a combustible completamente para el 2035.

Sección de juguetes de ‘género neutro’

Las grandes tiendas de juguetes, aquellas que tengan más de 500 empleados, deberán exhibir secciones con juguetes y cepillos de dientes de ‘género neutro’ con una selección razonable” de artículos “independientemente de si se han comercializado tradicionalmente para niñas o para niños”.

El autor de la ley, Evan Low un asambleísta demócrata de San José, dijo: “Tenemos que dejar de estigmatizar lo que es aceptable para ciertos géneros y dejar que los niños sean niños”.

“Espero que este proyecto de ley anime a más empresas de California y de EE.UU. a evitar el refuerzo de estereotipos perjudiciales y anticuados”, añadió.

Si para el año 2024 las tiendas no tienen una sección de género neutro, se impondrá una sanción de hasta 250 dólares por la primera infracción, y las siguientes llegarán a 500 dólares.

Inicialmente, Low había incluido las tiendas de ropa también, y las multas por no cumplirlas eran más altas, por lo que el proyecto de ley no pasó.

Según el California Globe, muchos comerciantes se quejaron de la disposición porque solo crea una carga para ellos y además resulta casi imposible de ponerla en práctica.

“Muchos lugares ya ni siquiera tienen secciones para niños o niñas”, dijo Alan Morgen, propietario de una juguetería en el condado de Riverside. “La mayoría sólo tiene pasillos basados en el tipo de juguete. Vamos, te reto a que intentes averiguar dónde colocar los Legos en una tienda con pasillos sólo para niños y niñas”.

Incluso el gobernador de Texas, republicano y conservador, utilizó su cuenta de Twitter para señalar que no era un asunto de los legisladores regular cómo se organiza una juguetería.

https://twitter.com/GregAbbott_TX/status/1447314023561768960?ref_src=twsrc%5Etfw

“California impone pasillos de juguetes de género neutro para las grandes tiendas. En Texas no. En Texas, son las empresas -NO el gobierno- las que deciden cómo exponer su mercancía”, escribió Abbott sobre la noticia de la ley.

Estudios étnicos

Otras de las leyes que Newsom aprobó antes del sábado obligará a los estudiantes que se gradúen en 2030 a aprobar una materia llamada ‘estudios étnicos’ que según dijo el gobernador Newsom todos “deben comprender toda la historia de nuestra nación si esperamos que un día construyan una sociedad más justa”.

“Los cursos de estudios étnicos permiten a los estudiantes conocer sus propias historias y las de sus compañeros”, agregó el demócrata.

El curso se centrará en las luchas pasadas y presentes de los grupos marginados en Estados Unidos, incluidos los negros, asiáticos, latinos, judíos, nativos e indígenas americanos, mujeres y otros grupos que se enfrentan a la intolerancia.

La ley se presentó varios años atrás pero fue rechazada porque la versión original no incluía una definición del antisemitismo pero sí de la así llamada islamofobia.

Críticos de la ley afirman que contiene el mismo lenguaje y objetivos que la Teoría Crítica de la Raza, que promueve a los afroamericanos como oprimidos y los blancos como opresores.

“Los estudios étnicos no son una disciplina; son activismo político, y están entrenando a los estudiantes para ser soldados de infantería”, dijo Tammi Rossman-Benjamin, cofundadora y directora de la Iniciativa AMCH, una organización sin ánimo de lucro dedicada a investigar, documentar, educar y combatir el antisemitismo en las instituciones de educación superior en Estados Unidos.

“Va en contra de todo lo que representa la verdadera educación, y está dividiendo el mundo en ‘nosotros y ellos'”, aseguró Tammi.

 Alvaro Colombres Garmendia– BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.