Redacción BLesEl periodista Ezra Klein, cofundador de Vox y columnista del New York Times, luego de ser denunciado por aceptar viajes de grupos vinculados al Partido Comunista Chino (PCCh) a cambio de una “cobertura favorable” del régimen, hizo declaraciones públicas en las que promueve el uso de la red social de origen chino Tik Tok y difundió mensajes positivos sobre el régimen chino.

Klein hizo los comentarios mientras hablaba en su podcast personal sobre TikTok, una aplicación cuyo fundador se comprometió a utilizar la plataforma para promover los “valores fundamentales socialistas” y la devoción al Partido Comunista Chino.

El National Pulse expuso anteriormente a Klein por haber realizado viajes con la Fundación de Intercambio de Estados Unidos de China (CUSEF), el cual es parte del Departamento de Trabajo del Frente Unido del Partido Comunista Chino.

Klein visitó China como parte del programa que busca obtener “cobertura favorable” y “difundir mensajes positivos” en los medios de comunicación occidentales, de acuerdo con las presentaciones de la Ley de Registro de Agentes Extranjeros (FARA) ante el Departamento de Justicia.

Los viajes a menudo se producían justo antes de los editoriales de opinión y los informes de noticias que excusaban los crímenes del Partido Comunista Chino o se oponían a los enfrentamientos comerciales con la nación, según la grave denuncia realizada a finales de abril.

La CUSEF fue fundada por el vicepresidente de la “entidad de más alto rango que supervisa” el Departamento del Frente Unido del Partido Comunista Chino, un esfuerzo que tiene como objetivo “cooptar y neutralizar las fuentes de oposición potencial a la políticas y autoridad” del gobierno chino. 

Le recomendamos: En 2016 un ALTO MILITAR CHINO TRAZÓ la PROPAGACIÓN de un VIRUS a EE. UU

Ad will display in 09 seconds

“La estrategia del Frente Unido utiliza una variedad de métodos para influir en las comunidades chinas en el extranjero, los gobiernos extranjeros y otros actores para que tomen acciones o adopten posiciones que apoyen las políticas preferidas de Beijing”, dice al respecto el gobierno de Estados Unidos en un informe publicado en el que se definen antecedentes e implicancias sobre las políticas del Frente Unido.

Klein, más allá de elogiar a TikTok, afirmó en su espacio el 4 de junio, que “ni siquiera estaría mal” si la aplicación se utilizara para hacer que a los estadounidenses les guste más China.

“Ahora, imagínense, quiero decir, China está haciendo enormes, tremendas inversiones en IA. Ahora, imagina que algunos de ellos realmente dan sus frutos. Construyes algo de eso en TikTok. Y solo en el margen, están tratando de hacer que te guste más China, lo que tal vez ni siquiera sea lo peor”, dijo expresamente Klein.

Y continuó diciendo: “TikTok es esta notable aplicación de redes sociales propiedad de una empresa china, ByteDance. Ha habido muchas preocupaciones de que tal vez TikTok sea software espía o qué es lo que realmente está haciendo. Pero algo muy central sobre TikTok es que su algoritmo subyacente es asombroso”.

Otro informe del National Pulse, apunta directamente contra varios empleados de jerarquía del New York Times, los cuales habrían sido empleados anteriormente por el periódico en idioma inglés de propiedad del Partido Comunista Chino (PCCh), China Daily, el cual durante los últimos años ha hecho un gran esfuerzo por publicar sus noticias controladas por el régimen chino, en los periódicos estadounidenses. 

Los empleados actuales del New York Times que anteriormente trabajaron para el medio de comunicación estatal chino incluyen a; Jonah Kessel, director de cinematografía del Times; Diarmuid McDermott, actual redactor y diseñador; y el reportero de cultura europea Alex Marshall, según reportó The National Pulse

Al igual que muchos otros medios hegemónicos de renombre, el Times, ha buscado un mayor acceso al mercado chino y según los informes ha recibido millones en ingresos publicitarios de entidades de medios estatales chinos.

Los registros del Departamento de Justicia de EE. UU. evidenciaron que China Daily pagó casi 19 millones de dólares a compañías de medios de EE. UU. Por gastos de publicidad e impresión durante los últimos cuatro años, entre los cuales se encuentra el New York Times.

Andrés Vacca – BLes.com