Redacción BLes- El secretario de Estado, Mike Pompeo, anunció que EE. UU. utilizará todos los recursos a su disposición para evitar que el régimen de Irán obtenga sistemas de armas de Rusia y del Partido Comunista de China (PCCh). 

“Estados Unidos nunca permitirá que el mayor estado patrocinador de terrorismo del mundo compre y venda libremente aviones, tanques, misiles y otros tipos de armas convencionales”, afirmó Pompeo en una conferencia de prensa del 20 de agosto. 

En esta ocasión, Pompeo comunicó que había avisado a la ONU que en 30 días entrarían nuevamente en vigor, las sanciones impuestas al régimen iraní que habían sido levantadas mediante la Resolución 2231 del Consejo de Seguridad de la ONU.

Estados Unidos no acepta la versión de Irán de que solo desarrolla un programa nuclear con fines pacíficos.

“Nunca permitiremos que la República Islámica de Irán tenga un arma nuclear”, enfatizó Pompeo. 

Las sanciones prohíben al régimen iraní los ensayos de misiles balísticos y el enriquecimiento de material nuclear para producir armas atómicas.

EE. UU. buscaba extender indefinidamente ante la ONU el embargo que le impedía la compraventa de armas convencionales a Irán, pero la solicitud fue rechazada por el Consejo de Seguridad, bloqueada por Rusia y por el PCCh que tienen derecho al veto,  informó Euronews el 15 de agosto. 

Ante el bloqueo de Rusia y el PCCh a la continuidad de las sanciones impuestas por la ONU a la adquisición de armas por parte de Irán, EE. UU. aplicó el recurso de “sanciones por retractación”, que habilita la aplicación de restricciones unilateralmente.

La preocupación de Estados Unidos surge también ante la negativa de Irán a permitir las inspecciones del Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), dadas las sospechas de que realiza actividades nucleares no declaradas.

Por otro lado, la decisión tomada por la administración Trump contra el régimen iraní fue ampliamente respaldada por los congresistas republicanos.

Cerca de 50 de ellos, tanto de la Cámara como del Senado, enviaron una carta al presidente Trump en la que elogiaban su decisión, el 21 de agosto, según The Washington Free Beacon. 

El régimen iraní formaba parte del Plan de Acción Integral Conjunto (JCPOA, por la sigla en inglés), ​un acuerdo internacional sobre el programa nuclear de Irán integrado por Estados Unidos, Francia, Alemania, Rusia, Reino Unido, el PCCh y la Unión Europea desde el 14 de julio de 2015. 

Por su parte, la ONU respaldó este acuerdo con la Resolución 2231 del Consejo de Seguridad, el seguimiento lo hacía el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA).

El 8 de mayo de 2018, el Presidente Trump anunció que Estados Unidos se retiraría del JCPOA y establecería sanciones nucleares al régimen iraní, unilateralmente. 

José Hermosa – BLes.com