La causa está siendo liderada por dos fiscales ultra-demócratas que buscan encarcelar y callar definitivamente al ex jefe de campaña de Donald Trump.

Este jueves, dos fiscales demócratas del estado de Nueva York decidieron presentar cargos y arrestar por tercera vez al ex consejero de la Casa Blanca y estratega político de Trump, Steve Bannon, acusándolo de conspiración, defraudación y lavado de dinero.

Según se lee en el expediente de la causa, Bannon, junto a sus asociados, está siendo acusado de participar en un esquema de defraudación y lavado de dinero relacionado con una iniciativa diseñada por votantes trumpistas que consistía en recaudar dinero para finalizar la construcción del muro en la frontera que Estados Unidos comparte con México.

Hasta el momento, los fiscales neoyorquinos que llevan adelante la investigación, el ultrademócrata Alvin Bragg y la Fiscal General del estado, Letitia James, no han presentado evidencia alguna para sostener la acusación: que Bannon ayudó a desviar millones de dólares destinados a la construcción del muro para sus gastos personales y de sus asociados. Sin embargo, han logrado arrestarlo de manera preventiva debido a que convencieron al juez que podría intentar escaparse mientras se desarrolla la investigación.

Tras salir esposado de tribunales, el ex asesor de Trump brindó un comunicado donde se lo vio más combativo que nunca. “Estoy orgulloso de ser una voz líder en la protección de nuestras fronteras y la construcción de un muro para mantener nuestro país a salvo de las drogas y los criminales violentos. Vienen a por todos nosotros, no solo el presidente Trump y yo. Nunca voy a dejar de luchar. De hecho, aún no he empezado a luchar. Tendrán que matarme primero”, sentenció el republicano de 68 años.

La imputación de Bannon se produce a menos de 60 días de las elecciones de medio término, como parte de un esfuerzo coordinado de los demócratas para silenciar las voces republicanas. En el último mes, la residencia del expresidente Trump fue allanada por el FBI, su abogado Rudy Giuliani y el senador Lindsey Graham fueron llamados a declarar en una causa en Georgia y el télefono del diputado trumpista Scott Perry fue secuestrado por agentes federales.

Por si fuera poco, esta es la segunda vez que a Bannon se lo acusa del mismo crimen, ya que en 2020 fue imputado por la Justicia federal de ser parte de este mismo esquema.

En sus últimos días en la Casa Blanca, tras analizar el caso con sus asesores legales y pese a no haber estado reconciliado con Bannon aún, el entonces presidente Trump entendió que el estratega que alguna vez trabajó para su campaña era objeto de una persecución ideológica y le concedió un indulto presidencial, poniendo fin a las intenciones demócratas de llevar la causa a juicio.

Sin embargo, los demócratas ahora presentaron cargos en su contra en el Estado de Nueva York, por lo que Bannon puede volver a ser juzgado por el mismo hecho por el que fue indultado. Los indultos federales emitidos por el presidente sólo se aplican a los delitos federales; no se aplican a los delitos estatales o locales ni a los delitos civiles privados.

Los indultos por delitos estatales son gestionados por los gobernadores, por lo que los demócratas de Nueva York estarían en condiciones de llevar al estratega a juicio con esta nueva imputación, sabiendo que el gobernador neoyorquino, uno de los estados más demócratas del país, jamás va a frenar la causa.

Además, es la segunda causa legal que enfrenta Bannon en menos de un mes. En agosto fue condenado en tiempo récord por un jurado de Washington D.C. por negarse a testificar contra Trump luego de ser citado por la comisión del 6 de enero, un panel extrajudicial creado por el Congreso y manejado por representantes demócratas que persigue a varios aliados del expresidente.

Si bien el estratega cercano a Trump aguarda sentencia para la causa en Washington, es muy probable que al no ser un delito considerado como grave su pena ronde los 30 días de prisión.

Pero ahora, con estos nuevos cargos, de ser condenado, los demócratas tendrán la posibilidad de sentenciar a Bannon a varios años de prisión por hacer una colecta para financiar el Muro de Trump.

Fuente: La Derecha Diario

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.