Las autoridades allanaron el 19 de septiembre dos de las clínicas en las que el Dr. Ulrich Klopfer inducía el aborto de bebés en avanzado estado de gestación.

El Dr. Klopfer falleció el 3 de septiembre y la investigación se inició luego de que se hallaran 2.246 cadáveres de bebés abortados en su casa del Condado de Will, estado de Illinois, Estados Unidos. Fox59 informó que los funcionarios hallaron varias cajas que contenían documentos médicos, pero no más restos humanos.

“En este momento puedo decirles que no hay restos fetales aquí”, declaró el Fiscal del Condado de San José, Ken Cotter, de acuerdo con la misma fuente. En la búsqueda se incluyó un terreno baldío próximo a la clínica de South Bend, pero los perros no encontraron nada.

[Una enfermera relata el sufrimiento de los bebés nacidos vivos después de abortos fallidos en EE. UU.]

Las clínicas ubicadas en South Bend y Fort Wayne, en el estado de Indiana, no se hallaban en funcionamiento, pero revisar sus instalaciones era parte de la indagación sobre el macabro hallazgo de los cadáveres de bebés.

El médico especializado en abortos tardíos ejercía en ciudades de diferentes condados al norte del estado de Indiana, cerca de la ciudad de Chicago, incluyendo a Gary, donde también contaba con otra clínica. No se informó si el establecimiento en esta ciudad sería allanado.

[“Sigo luchando con… pesadillas, depresión”: Por qué se fue esta gerente de conocida clínica de abortos]

“El espeluznante descubrimiento de estos restos fetales en la casa de un médico abortista fallecido en Illinois conmociona la conciencia. Además, tenemos razones para creer que hay una conexión en Indiana con estos restos”, dijo el Fiscal General de Indiana, Curtis Hill, citado por US.News.

Todavía es un misterio cómo llegaron los cadáveres de los bebés hasta la casa del Dr. Klopfer, ubicada en el estado de Illinois, mientras sus clínicas estaban en el estado de Indiana, tampoco se sabe cómo se habían conservado o por qué estaban en su posesión.

El macabro hallazgo causó profundo impacto en Estados Unidos.

“Es probablemente el médico abortista más prolífico de la historia de Indiana, con números que van desde las decenas de miles de procedimientos en múltiples condados a lo largo de varias décadas”, escribió un reporte del South Bend Tribune el 26 de agosto de 2016.

Al Dr. Klopfer se le había suspendido la licencia en el año 2016, luego de que se descubrieran varias irregularidades en el ejercicio de su profesión. Desde el mismo año una ley de Indiana exige el entierro o la cremación de los restos fetales después de un aborto.

José Ignacio Hermosa – BLes

Sigue leyendo:

. Una enfermera relata el sufrimiento de los bebés nacidos vivos después de abortos fallidos en EE. UU..

. “Sigo luchando con… pesadillas, depresión”: Por qué se fue esta gerente de conocida clínica de abortos.

. Senadores buscan prohibir los abortos por desmembramiento en Estados Unidos.

Te puede interesar: “Esto es tan atroz, tan horrible, la humanidad no puede ser tan mala…”

videoinfo__video2.bles.com||1df94c986__