Redacción BLes– El senador Ron Johnson, republicano de Wisconsin, considera que no hay voluntad de los legisladores demócratas para acordar el alivio económico de los estadounidenses, afectados por el virus del PCCh (Partido comunista de China) que se negocia actualmente en el Congreso.

“Creo que su obstrucción, su falta de voluntad para trabajar realmente con nosotros de buena fe… dice mucho”, declaró el senador Johnson al explicar las propuestas y el rechazo de los demócratas, de acuerdo con una entrevista concedida a Fox News, publicada el 2 de agosto.

Johnson, quien está “en la primera línea de las negociaciones”, según la presentadora Maria Bartiromo, dijo que para dar continuidad al plan que aportaba 600 dólares semanales y que se venció el 31 de julio, se debería aprobar otro proyecto por 1 billón de dólares presentado por los republicanos, a lo que se oponen los demócratas.

“Entonces Martha McSally [senadora republicana de Arizona] para que no dejáramos a nadie sin dinero, ofreció simplemente extender los actuales 600 dólares por una semana para que pudiéramos negociar y ellos dijeron que no a eso”, siguió explicando Johnson la otra opción a la que se oponen los demócratas.

El Secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, y La presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, son los negociadores principales del acuerdo del estímulo. 

Por su parte, Mnuchin corroboró lo expuesto por Johnson.

“El presidente está muy preocupado por la expiración del seguro de desempleo”, dijo Mnuchin. 

“Propusimos una extensión de una semana a 600 dólares, mientras negociamos una solución a largo plazo, para que al menos toda esa gente no pierda su dinero. Me sorprende que los demócratas no estén de acuerdo con eso. Insisten en tener un acuerdo más grande”, agregó según Abc13. 

Asimismo, Mnuchin enfatizó que junto con el Jefe de Gabinete de la Casa Blanca, Mark Meadows, presentaron varias propuestas diferentes a los demócratas. 

“Entendemos que el [incentivo por] desempleo se supone que es un reemplazo del salario, por lo que debe estar ligado a algún porcentaje de los salarios. El hecho de que tuviéramos un número fijo era solo una cuestión de emergencia”, añadió, aclarando así por qué preferían cambiar los aportes fijos de 600 dólares, que para muchos legisladores de su partido podría desincentivar la búsqueda de empleo por parte de los beneficiados. 

A su vez, el senador Johnson consideró que los demócratas están más “interesados en la elección”, según la misma entrevista.

“Creen que tienen la ventaja ahora mismo”, continuó diciendo. “Prefieren no hacer nada y no ayudar a la gente, y en vez de eso mantener el tema de las elecciones. Es muy triste. Es muy cínico”, reiteró Johnson.