Redacción BLes– Los senadores conservadores, Marco Rubio (R-Fla.) y Cynthia Lummis (R-Wyo.), pidieron a la administración Biden que autorice a los agricultores a sembrar sobre los millares de hectáreas de tierra conservada para palear la escasez de alimentos global, además de la inflación y las dificultades en la cadena de suministros que se vive en parte por el conflicto entre Rusia y Ucrania.

A través de una carta dirigida al Secretario de Agricultura, Tom VilsackMarco, ambos senadores instaron a que se cedan de inmediato las tierras del Programa de Reserva de Conservación (CRP) para afrontar la amenaza a la seguridad alimentaria, según un comunicado de prensa de la oficina del Senador Rubio.

“La invasión de Ucrania por parte de Vladimir Putin ha resultado en niveles históricos de incertidumbre e interrupción dentro de los mercados mundiales de granos, y la situación amenaza a las naciones que corren el riesgo de experimentar inseguridad alimentaria”, escribieron.

“Aquellas naciones que han dependido en gran medida de Ucrania y Rusia en el pasado para el suministro de granos están especialmente en riesgo, y las ondas económicas causadas por la guerra están afectando negativamente a los estadounidenses”.

“Antes de la guerra, Ucrania era uno de los exportadores de mayor volumen del mundo de maíz, trigo, aceite de semilla de girasol y otras semillas y productos de granos. Sin embargo, la invasión de Ucrania por parte de Putin amenaza con impedir por completo que se produzca la siembra y la cosecha de cereales ucranianos este año”, agregaron en la carta.

Los senadores indicaron además que el fuerte aumento en los precios de los granos, podrían ir en incremento, afectando aún más la economía estadounidense, además de provocar hambrunas y conflictos en algunas de las naciones más empobrecidas del mundo”, agregaron.

También abordaron con preocupación el aumento del maíz debido a la inflación (del 40 % desde septiembre del 2021), ya que este cereal representa más del 95% de la materia prima que se utiliza para alimentar el ganado estadounidense. 

“Dado el papel integral del maíz dentro de nuestra economía, el aumento del precio del maíz sin duda está contribuyendo a un daño económico grave dentro de los Estados Unidos y en todo el mundo”, dijeron los senadores.

Rubio y Lummis, señalaron la necesidad de establecer “contratos de CRP con los agricultores”, el Departamento de agricultura de los Estados Unidos (USDA) “actualmente conserva aproximadamente cuatro millones de acres de tierras agrícolas de alta calidad”, los que, según dijeron los senadores, podrían usarse para incrementar la producción de alimentos estadounidense rápidamente.

Vanesa Catanzaro –Redacción BLes

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.