Redacción BLes– Durante una entrevista el martes con el presentador Grant Stinchfield de Newsmax Tv, la abogada personal del presidente Donald Trump, Jenna Ellis, quien junto al equipo legal ha llevado a cabo varias impugnaciones en distintos estados ante la evidencia de fraude electoral, habló sobre la manera como se le ha privado al presidente de un debido proceso.

Ellis dijo que los tribunales y su actitud renuente para escuchar cuáles son los desafíos electorales que plantea la campaña del presidente Trump es en buena medida una manera de impedir el debido proceso.

Haciendo mención del histórico caso en el que la Corte Suprema definió en el 2000 una disputa electoral entre el candidato demócrata Al Gore y su contraparte republicana, George W. Bush, Ellis expresó: “Necesitan reconocer que el presidente Trump tiene absolutamente las mismas oportunidades para argumentar su caso que el presidente George W. Bush en 2000”.

“Y tratarlo de manera diferente a cualquier otro presidente en ejercicio en cualquier otra elección es evidentemente injusto de acuerdo con el debido proceso y nuestra Constitución”, añadió la abogada.

Ellis dijo a Stinchfield que la Corte Suprema se ha involucrado en un “abandono del deber y la fidelidad a la Constitución de los Estados Unidos al negarse a aceptar casos. Hasta el momento la campaña del presidente Trump continúa presentando algunos casos finales antes de que se produzca la certificación de los votos del Colegio Electoral el 6 de enero.

Te puede interesar:

Como señala Newmax, la abogada afirmó que si los desafíos legales no representan una respuesta satisfactoria para la campaña del presidente Trump, el fracaso no será de sus esfuerzos por erradicar el fraude electoral, sino un “fracaso de la Corte Suprema, el poder judicial, hasta el final”.

La semana pasada, Ellis aseguró que el equipo legal del presidente Trump continuaría la investigación sobre la manera como se manejaron las elecciones generales del 2020 incluso después de que el Congreso emita el conteo de votos del Colegio Electoral el 6 de enero.

“El pueblo estadounidense merece saber la verdad y ver que todo esto sale a la luz, por eso vamos a continuar con esos esfuerzos”, señaló la abogada en un programa junto al presentador de radio Dan Caplis.

“A largo plazo, esto no termina en absoluto el 6 de enero porque esto nunca debería volver a suceder en la historia de Estados Unidos”, agregó Ellis, quien así mismo resaltó la necesidad de continuar con los desafíos electorales hasta el 6 de enero, fecha de “máxima importancia” con el ánimo de proteger la integridad de las elecciones en años venideros.

Ellis cuestionó la participación de los demócratas en las elecciones, señalando que se valieron de la crisis provocada por la pandemia para eliminar las garantías electorales manipulando algunas de las leyes estatales con el ánimo de influir en los resultados. 

“Si le preocupa que una elección no sea robada de ninguna manera, forma o circunstancia, y le preocupa nuestro sistema y nuestra Constitución, le preocupará que las garantías apropiadas que tenemos estén en vigor”, añadió la abogada.

César Múnera-BLes.com