Redacción BLesEl asesor de seguridad nacional de Biden, Jake Sullivan, declaró en una entrevista de TV este martes 31 de agosto que el gobierno de los Estados Unidos está dispuesto a enviar ayuda financiera y a establecer relaciones diplomáticas con los extremistas talibanes si es que estos cumplen con los compromisos que asumieron.

En una entrevista con ‘Good Morning America’, Sullivan expresó la intención del gobierno estadounidense de seguir proveyendo ayuda humanitaria al país, y no descartó la posibilidad establecer relaciones diplomáticas con el régimen talibán, lo que incluso podría significar asistencia económica.

“Creemos que hay una dimensión importante de la ayuda humanitaria que debe ir directamente al pueblo de Afganistán”, declaró el asesor cuando le preguntaron si Biden tenía intenciones de trabajar con los talibanes. “Necesitan ayuda con respecto a la salud y la ayuda alimentaria y otras formas de subsistencia, y tenemos la intención de seguir haciéndolo”.

Pero en cuanto a enviarles asistencia financiera y establecer relaciones diplomáticas, el alto funcionario dijo que existía una condición previa.

“En lo que respecta a nuestra relación de ayuda económica y de desarrollo con los talibanes, eso tendrá que ver con las acciones de los talibanes”, dijo Sullivan. “Dependerá de si cumplen sus compromisos, sus compromisos de paso seguro para los estadounidenses y los aliados afganos, su compromiso de no permitir que Afganistán sea una base desde la que los terroristas puedan atacar a Estados Unidos o a cualquier otro país, sus compromisos con respecto al cumplimiento de las obligaciones internacionales”.

“Va a depender de ellos, y esperaremos a ver por sus acciones cómo acabamos respondiendo en términos de la relación de asistencia económica y de desarrollo”, agregó el asesor de seguridad nacional.

The Hill reportó que este miércoles 1 de septiembre, en una conferencia de prensa en el Pentágono, el secretario de defensa, Lloyd Austin, junto con el jefe del Estado Mayor Conjunto, Mark Milley, dijeron ‘que existe la posibilidad’ de que el gobierno de Estados Unidos coordine con los terroristas talibanes en operaciones de contraterrorismo para derrocar al ISIS-K.

Milley, refiriéndose a haber mantenido contacto que mantuvieron con los talibanes en el tiempo reciente para asegurarse de evacuar a los estadounidenses, dijo: “En cuanto a nuestro trato con ellos en ese aeropuerto o en el último año más o menos, en la guerra, uno hace lo que debe para reducir el riesgo para la misión y la fuerza, no lo que necesariamente quiere hacer”.

Por su lado el secretario de defensa estableció como prioridad derrocar al ISIS-K: “Es difícil predecir hacia dónde irá esto en el futuro con respecto a los talibanes. Vamos a hacer todo lo que podamos para asegurarnos de que seguimos enfocados en el ISIS-K, comprendiendo esa red y, en el momento que elijamos en el futuro, hacerles rendir cuentas por lo que han hecho.”

Antecedentes de los talibanes

Según diversas fuentes en el lugar, a pocas horas de que el grupo terrorista de los talibanes tomaron el poder del país, y a pesar de que su vocero aseguró las intenciones de ‘reconstruir’ Afganistán, los talibanes iban de puerta en puerta en Kabul y ejecutaban a la gente.

Aparentemente los principales blancos son los afganos que en estos años ayudaron al gobierno estadounidense de diferentes maneras y ciudadanos extranjeros.

Según un reporte de Fox News, una fuente en Afganistán explicó por qué aún no se ha visto nada que llame la atención:

“En este momento no están haciendo cosas realmente malas en Kabul porque los medios de comunicación se centran mucho en Kabul, pero ya han empezado a hacer ejecuciones públicas en otras provincias donde no hay muchos medios de comunicación o no lo cubren”.

Reportes de organizaciones cristianas que hace años se dedican a promover la religión en África y en Medio Oriente, confirman que:

“Los talibanes van de puerta en puerta llevándose a mujeres y niños. La gente debe marcar su casa con una “X” si tiene una niña mayor de 12 años, para que los talibanes puedan llevársela. Si encuentran a una niña y la casa no está marcada, ejecutarán a toda la familia. Si encuentran a una mujer casada de 25 años o más, los talibanes matan rápidamente a su marido, hacen lo que quieren con ella y luego la venden como esclava sexual”.

Luego del atentado terrorista del 11 de septiembre a las Torres Gemelas, Estados Unidos invadió Afganistán en 2001 debido a que Al-Qaeda ­—a quien atribuyeron el ataque—, realizaba sus operaciones desde el país bajo el liderazgo de los talibanes.

El ejército estadounidense desplazó a los talibanes y ayudó a establecer un gobierno popular, aunque el grupo nunca dejó de estar activo.

Veinte años después, Estados Unidos decide retirar su ejército del país, solo para ver a los extremistas talibanes derrocar al gobierno y asumir el control de Afganistán en cuestión de semanas.

Alvaro Colombres Garmendia– BLes.com