Redacción BLesLa primera acusadora que testificó el martes contra Ghislaine Maxwell bajo el nombre “Jane” en el juicio que comenzó el lunes 29 de noviembre, reveló detalles estremecedores que vivió cuando tenía 14 años en las mansiones del pedófilo Epstein, y declaró que la británica a menudo presenciaba los abusos, y que participó en algunas ocasiones.

En el juicio que se está llevando a cabo en un tribunal federal de Manhattan, se acusa a la expareja de Jeffrey Epstein de tráfico de menores para abusarlos sexualmente. 

Lara Pomerantz, la fiscal federal adjunta pronunció la declaración acusatoria inicial de la fiscalía el lunes, asegurando que Maxwell y Epstein trabajaron en complicidad atrayendo a niñas de hasta 14 años con dinero y regalos para empujarlas a “normalizar la conducta sexual abusiva” que sufrían mientras participaban de “los llamados masajes”.  

El delincuente sexual Epstein, un financiero de Nueva York que tenía entre sus amistades a Bill Clinton y al príncipe Andrew, aparentemente se suicidó en una cárcel de la ciudad de Nueva York en agosto de 2019, mientras esperaba su propio juicio por tráfico sexual, mientras que Maxwell, de 59 años, hija del fallecido magnate británico de los medios de comunicación Robert Maxwell, fue arrestada en New Hampshire en julio de 2020.

Entre los cuatro acusadores que se espera que testifiquen en el juicio una mujer, identificada como Jane, declaró el martes que conoció a la pareja de abusadores mientras comía helado en un campamento de artes para jóvenes en Michigan, donde Epstein era benefactor, acorde a lo que informó The Guardian.

Según precisó la mujer, cuando ellos supieron que ella era de Palm Beach, que había perdido hacía poco tiempo a su padre por una enfermedad y que a raíz de eso su familia estaba en bancarrota, Epstein le ofreció a ella y a su madre ‘ayudarla’, siendo como una especie de mentor.

Pronto recibieron una invitación a la mansión del pedófilo. Según contó ‘Jane’, su madre quedó impresionada por la vida de opulencia que llevaban y sentía que la pareja debía pensar que su hija era especial.

A partir de allí, Epstein y Maxwell llevaron a la joven a comprar ropa, le hicieron regalos y comenzaron a fingir que tenían un interés por su historia de vida, pero todo era para prepararla para el abuso. 

Jane dijo que la primera vez que Epstein abusó de ella fue en su mansión de Palm Beach.

“Él dijo: conozco a todos, conozco a todos los agentes, conozco a todos los fotógrafos, conozco al dueño de Victoria’s Secret, así que puedo hacer que las cosas sucedan, pero tienes que estar preparada para ello”, contó Jane, tras lo cual le tomó la mano abruptamente y le dijo “Sígueme”.

“Me llevó a la casa de la piscina y, en el lado derecho, estaba este sofá, una cosa que parecía un futón, y simplemente procedió a tirarme encima. Se sentó en la esquina y no dijo una palabra”, declaró Jane. 

Contó que Epstein tras eso se bajó los pantalones. “Me tiró encima de él, y procedió a masturbarse sobre mí…”. “Estaba congelada de miedo. Nunca antes había visto un pene”, dijo en su testimonio.

Jane sufrió los abusos de Epstein durante tres años, cuando tenía 14, 15 y 16 años. Acorde a lo que testificó, se llevaban a cabo cada dos semanas aproximadamente, y en varias ocasiones Maxwell se encontraba en la habitación durante el abuso y tocaba sus senos.

“Había manos por todas partes”, dijo Jane sobre un encuentro con Epstein y Maxwell. Jane describió haber tenido encuentros sexuales grupales con Epstein, Maxwell y otros.

La abogada defensora de la socialité británica, Laura Menninger, atacó inmediatamente la credibilidad de la testigo, preguntando por qué esperó más de 20 años para denunciar el presunto abuso de Maxwell.

“Porque, ¿cómo le cuentas o le describes todo esto a tus compañeros o hermanos cuando todo lo que sientes es vergüenza, disgusto y confusión y ni siquiera sabes cómo terminaste ahí?”, contestó Jane según indicó CNN. 

Aclarando además que su silencio se debió en parte a que su madre la disuadió de decirlo. “Mi mamá estaba tan enamorada de la idea de que estas personas ricas y acomodadas se interesaran por mí”, declaró.

Previo al testimonio de Jane el día martes, testificó el piloto del jet privado de Epstein, Lawrence Paul Visoski Jr., quien aseguró que Maxwell “era la número 2” mientras que “Epstein era el gran número 1”, al contestar la pregunta de la fiscal adjunta, Maurene Comey, sobre qué lugar jerárquico ocupaba la británica en el mundo de Epstein. 

Vanesa Catanzaro – BLes.com

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.