El hombre es un veterano que está hace 10 años viviendo de asistencia del Estado. Se cree que el ataque se debe a la retórica en contra de los planes sociales del candidato a gobernador, Lee Zeldin.

El candidato republicano a gobernador de Nueva York, Lee Zeldin, fue atacado por un hombre en pleno evento de campaña. El terrorista subió al escenario con un elemento punzante en mano y le dijo “Terminaste, estás acabado”, antes de intentar apuñalarlo.

Zeldin, quien frenó el discurso para escuchar lo que el hombre tenía para decir, le frenó la mano al atacante con el puñal y logró tirarlo al piso. Momento en el que los agentes de seguridad se tiraron encima de la persona y le quitaron el arma blanca de la mano.

El hombre fue arrestado, y pasó la noche en un calabozo. Sin embargo, según la policía de Nueva York, como Zeldin está ileso y su personal de campaña no sufrió heridas, el terrorista ya está libre.

En redes sociales, el legislador estatal que ganó la interna republicana con el apoyo de Trump para competir por la gobernación de Nueva York, publicó un comunicado tras el atentado en el condado de Monroe.

“El congresista Zeldin, Alison Esposito y todos los miembros del Equipo Zeldin están a salvo después del ataque de esta noche. Se debe hacer mucho más para que Nueva York vuelva a ser segura. Esto se está saliendo de control en este estado“, explicó el comunicado. 

Desafortunadamente, el congresista Zeldin es solo el último neoyorquino cuya vida se ha visto afectada por el crimen y la violencia fuera de control en Nueva York. ¡Esto tiene que parar! Afortunadamente, todavía tenemos hombres y mujeres excepcionales en la aplicación de la ley que responden al llamado para proteger nuestras calles”, dijo Katie Vincentz, portavoz de la campaña para gobernador, según Fox News.

“Gracias a todos los que se acercaron después del ataque de esta noche en Fairport. Alguien trató de apuñalarme en el escenario durante el mitin de esta noche, pero afortunadamente pude agarrar su muñeca y detenerlo por unos momentos hasta que otros lo abordaron. Estoy bien, @EspositoforNY y todos los demás asistentes están a salvo. El atacante está bajo custodia. Agradecido por los asistentes que se acercaron rápidamente para ayudar y los agentes del orden público que respondieron rápidamente. Estoy tan decidido como siempre a hacer mi parte para que NY vuelva a ser un lugar seguro”, declaró Zeldin.

Según los informes, el atacante, identificado como David G. Jakubonis, de 43 años, vestía una camiseta del Cuerpo de Marines de los Estados Unidos y afirmó que había luchado en Irak. Joe Chenelly, director de la campaña de Zeldin, afirmó que el hombre no parecía estar mentalmente estable.

Se cree que el hombre estaba enojado con Zeldin por su discurso en contra de los subsidios estatales y los planes sociales. Según el perfil en LinkedIn de Jakubonis, está desempleado desde 2012, viviendo a base de una mezcla de cheques de desempleo y asistencia a veteranos, y si bien dice estar en busca de trabajo, es posible que haya decidido atacarlo por su retórica en contra de seguir manteniendo a millones de americanos con asistencia del Estado.

El momento en el que se sube al escenario, el candidato estaba diciendo que quería adoptar en Nueva York el mismo modelo de gobierno de Ron DeSantis en Florida o Greg Abbott en Texas. “Esta es la última parada para Nueva York, si perdemos esta elección no habrá vuelta atrás“, estaba diciendo, cuando fue interrumpido por el terrorista.

Según el departamento del alguacil, Jakubonis fue procesado en el Tribunal Municipal de Perinton y luego, sorprendentemente, fue liberado bajo su propia responsabilidad sin siquiera pagar fianza.

La oponente demócrata de Zeldin, la gobernadora Kathy Hochul, condenó el ataque en redes sociales. “Mi equipo me ha informado sobre el incidente en el evento de campaña de Lee Zeldin esta noche. Aliviado de saber que el congresista Zeldin no resultó herido y que el sospechoso está bajo custodia. Condeno este comportamiento violento en los términos más enérgicos posibles: no tiene cabida en Nueva York”, tuiteó.

Estas palabras vacías generaron el enojo entre los simpatizantes de Zeldin, ya que son las leyes penales laxas que el Partido Demócrata promueve en Nueva York hace ya más de una década que han permitido que el terrorista salga en libertad tan solo 24 horas después del atentado.

Fuente: La Derecha Diario

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.