Redacción BLesLa representante Maxine Waters, demócrata por California, está generando el rechazo más feroz por su exigencia pública de que Derek Chauvin, el policía acusado de la muerte del drogadicto George Floyd, en Mineápolis, Minnesota, se condene como culpable de ‘asesinato en primer grado’, un cargo que no se está considerando en el juicio que se le realiza actualmente. 

“Estamos buscando un veredicto de culpabilidad. Estamos buscando un veredicto de culpabilidad. Y estamos buscando ver si todo este [inaudible] que tuvo y ha tenido lugar después de que vieron lo que le pasó a George Floyd”, dijo en Mineápolis el sábado en la noche en las calles agitadas por los disturbios, según Daily Caller del 18 de abril.

El autor y veterano, Jack Posobiec, agregó el video en el que Waters hace su arenga pública, a uno de sus tuits. 

“Maxine Waters se manifestó esta noche en el Centro Brooklyn y dijo a la gente que saliera a la calle si Chauvin es absuelto”, escribió Posobiec. 

La actitud de Waters, que es calificada de irresponsable por tratar interferir en las decisiones del poder judicial e incitar a la violencia desde su rango político, levantó un fuerte clamor condenatorio. 

Anteriormente había dicho a sus seguidores: “Asegurémonos de presentarnos donde sea que tengamos que presentarnos y si ves a alguien de ese Gabinete en un restaurante, en unos grandes almacenes, en una gasolinera, sal y crea una multitud y repréndelos, y diles que ya no son bienvenidos, en ningún sitio”, refiriéndose a los funcionarios de la administración Trump.

Waters estaría “intentando crear una guerra civil”, escribió el Consejo Editorial del New York Post, sugiriendo a la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi (demócrata de California), “despojarla de sus asignaciones en las comisiones y solicitar una votación para destituir a Waters”.

Le recomendamos:

La primera figura política en tomar acciones contra la polémica incitación de Waters, fue la congresista Marjorie Taylor Greene, Republicana de Georgia, quien presentará una resolución para expulsar a Waters de la Cámara de Representantes tras acusarla de abuso de poder.

“Muy pronto presentaré una resolución para expulsar a la congresista Maxine Waters del Congreso por su continua incitación a la violencia contra estadounidenses inocentes. La representante Waters es un peligro para nuestra sociedad”, escribió Greene.

Y agregó: “Después de viajar a través de las fronteras estatales para incitar a los disturbios, sus órdenes grabadas en video anoche en el Centro Brooklyn, condujeron directamente a la violencia de movimiento y a un tiroteo contra los Guardias Nacionales en Minnesota esta mañana temprano”.

Concluyendo en esta serie de tuits con: “Como congresista de los Estados Unidos en activo Maxine Waters amenazó a un jurado exigiendo un veredicto de culpabilidad y amenazó con violencia si Chauvin es declarado inocente.  Esto también es un abuso de poder”.

En este sentido igualmente se expresó el presentador de podcast, Matt Walsh, en uno de sus tuits.

“Maxine Waters está tratando de intimidar a un jurado para influir en el resultado de un juicio por asesinato. Todos los republicanos electos del país deberían pedir su arresto inmediato y su destitución del Congreso”.

Los manifestantes de los violentos disturbios ya quemaron edificios, entre ellos una tienda de Apple en Portland, lo que lleva al presentador de podcast, Tim Pool, a preguntar qué más estaría pidiendo Waters a los revoltosos. 

“Maxine Waters dice que Chauvin premeditó el asesinato de George Floyd y que si Chauvin no es condenado [por] un crimen del que no se le acusó deberían hacerse ‘más confrontacionales[.]’ ¿Más confrontacionales que quemar edificios?”.

 

José Hermosa – BLes.com