Redacción BLes- Este martes un ejecutivo de Google, Don Harrison, se presentará en el Congreso para ser interrogado por el panel antimonopolio del Senado de los Estados Unidos, quienes lo indagarán sobre el negocio publicitario haciendo foco en las crecientes preocupaciones sobre la existencia de un mercado anticompetitivo en el rubro, promovido por Google. Paralelamente el Departamento de Justicia se prepara para presentar una demanda contra el gigante tecnológico en las próximas semanas.

La audiencia del Senado programada para el día de hoy, se centrará en el efecto de Google sobre los competidores en el mercado de la publicidad digital, donde la empresa obtiene la mayor parte de sus ingresos. El objetivo de fondo es obtener respuesta por parte de la empresa en base al supuesto que hizo un mal uso de su dominio en la publicidad online, para generar ganancias extraordinarias.

Según reporta Reuters, es probable que el senador Mike Lee, republicano y presidente del panel antimonopolio del Comité Judicial del Senado, también presione al ejecutivo de Google sobre la poca transparencia en la fijación de precios de los servicios publicitarios, siguiendo las constantes quejas de los críticos.

Acorde a los comentarios expuestos por una fuente cercana al panel, se espera que Lee exprese su preocupación acerca de que Google pueda haber violado la ley antimonopolio de Estados Unidos.

Don Harrison será el representante que eligió Google para ser interrogado por los congresistas. Harrison asumió el cargo de director de desarrollo corporativo de Google en 2012, y desde ese entonces supervisa las asociaciones publicitarias con otras empresas.

Harrison, seguramente argumentará que el sistema de tecnología publicitaria está abarrotado, es competitivo y que las tarifas de tecnología publicitaria han caído. Principalmente teniendo en cuenta a Amazon.com Inc y Facebook Inc entre los poderosos rivales de Google.

También se espera que Harrison argumente que la publicidad, tal como la utilizan, es fundamental para respaldar los sitios web gratuitos, incluido el popular buscador de Google.

Tal como recordó el Washington Post, Google no es la única empresa que está siendo investigada por parte de la comisión antimonopolio del Senado. Tres compañías más de Big Tech fueron interrogadas en audiencias del Congreso en julio: Facebook por la adquisición de compañías más pequeñas como Instagram, Apple por su control en la App Store y Amazon por la forma en que recopila datos de terceros vendedores en su sitio.

Los analistas críticos y pequeños competidores han acusado durante años que las leyes estadounidenses no han logrado controlar a las grandes tecnologías, lo que permitiría a las empresas acumular cada vez más poder. 

En este sentido, la comisión antimonopolio promovida por los republicanos estaría avanzando realmente en generar cambios al respecto, y Google se convertiría en el primer objetivo de lo que podría ser un punto de inflexión en la regulación antimonopolio en los Estados Unidos. 

Paralelamente, según reportó Fox Business, el Departamento de Justicia viene llevando a cabo una profunda investigación sobre el comportamiento de Google en el mercado publicitario y en su sistema de búsqueda, bajo la lupa de la ley antimonopolio vigente en los Estados Unidos.

El Departamento se centra en las acusaciones de que Google viola la ley antimonopolio al favorecer sus propias unidades de negocio en las búsquedas, por ejemplo, en los resultados de búsqueda de videos prioriza YouTube en lugar de presentar resultados neutrales.

Según las fuentes consultadas por Fox Business, la demanda será presentada en las próximas semanas.

Andrés Vacca-BLes.com