Redacción BLes- Luego de que se descubriera que la empresa Dominion Voting System, encargada del conteo de los votos, podría estar involucrada en el mayor fraude electoral de la historia de EE. UU., 103 empleados eliminaron sus perfiles de la  red social Linkedln.

Entre el 6 y el 16 de noviembre más del 40% de los registros de los empleados habían desaparecido, reduciéndose a 140 los 243 colaboradores inscritos antes, y todos sus ingenieros de software se encontraban en Serbia según el medio alternativo Headlines 360 del 17 de noviembre.    

Asimismo, la página web Wiki sobre Dominion desapareció, según comenta el usuario de Twitter @MrAndrewPlant.

“¡Y la página Wiki de Dominion parece haberse ‘desvanecido’ de repente también! Hmmmm!”, escribió. 

Al menos en el condado de Antrim, Michigan, 6.000 votos del presidente estadounidense, Donald Trump, fueron asignados ilegalmente al candidato demócrata presidencial, Joe Biden, iniciándose una profunda investigación al respecto. 

También, en los condados de Morgan y Spalding Georgia, dos máquinas de estas se descompusieron el 2 de noviembre y los votantes tuvieron que esperar durante horas para cumplir con su derecho electoral.

Por su parte, en Spalding el supervisor de elecciones dijo que Dominión: “subió algo el 2 de noviembre o la noche antes del día de las elecciones, lo cual no es algo que se haga normalmente, y causó un fallo”, informó Headlines 360. 

Desde entonces las implicaciones de este hecho se extendieron en muchas direcciones e involucrando a muchas personas de todos los niveles.

Así, el esposo de la senadora Feinstein, Richard Blum, es el mayor accionista de Dominion Voting Systems. Blum registra en su historial negociaciones con el Partido Comunista de China (PCCh).

Te puede interesar:

Igualmente, la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi podría tener vínculos con esta empresa a través de su antiguo jefe de personal, Nadeam Elshami, uno de los cabilderos de la empresa Brownstein Farber Hyatt & Schreck, que interviene por Dominion. 

Además la Fundación Clinton recibió aportes de Dominion desde el año 2014, de acuerdo con el Washington Post.

Por otro lado, los destacados abogados Sidey Powell y Rudy Giuliani, que trabajan para restablecer la transparencia del proceso electoral, encontraron que la empresa Dominion tendría vínculos con el PCCh y Venezuela. 

Adicionalmente, Dominion tiene sede en Canadá y la empresa Scytl, que también participa en el conteo de votos, es manejada desde España, y los datos de ambas empresas son enrutados al extranjero por servidores ubicados en Alemania.

Más aún, Scytl está vinculada con George Soros y los demócratas y en ella también posee acciones Bill Gates.

José Hermosa-BLes.com