Redacción BLes– El jueves 6 de mayo, el gobernador de Florida, Ron DeSantis, promulgó el proyecto de ley electoral al estilo de Georgia, respaldado por los republicanos, que impone más restricciones al voto por correo y a los buzones de votación, reduciendo los riesgos de que se falsifiquen los resultados de la votación.

El proyecto de ley 90 del Senado pone un límite a la ubicación de los buzones, así como un proceso de identificación más estricto para los votantes. Al igual que la ley electoral de Georgia, se prohibirá cierto tipo de solicitud de votantes en los buzones.

DeSantis dijo que la nueva legislación reduce las posibilidades de fraude electoral.

“Ahora mismo tengo lo que creemos que son las medidas de integridad electoral más fuertes del país”, dijo DeSantis. “También estamos prohibiendo la recolección de boletas. No vamos a permitir que los agentes políticos vayan a buscar lotes de votos y los arrojen en algún buzón”.

Entre los cambios que esperan los floridanos se incluye la autentificación de la firma del votante, que se comparará con una “firma húmeda” que el individuo proporcionó en papel y que se mantiene en el archivo. Otras medidas incluyen el aumento de la distancia entre cada votante en los centros de votación, la revisión de los lugares de votación, nuevos requisitos para los observadores en los buzones de votación, y normas más sólidas para la identificación con los votos por correo.

“Mi firma en este proyecto de ley dice: ‘Florida, tu voto cuenta. Tu voto va a ser emitido con integridad y transparencia, y este es un gran lugar para la democracia'”, anunció DeSantis con orgullo cuando firmó la ley.

Le recomendamos: El discurso más vigente de Trump: “Nosotros, el pueblo, recuperamos el control de nuestro gobierno”

Ad will display in 09 seconds

Según Business Insider, aunque el proyecto de ley fue aprobado casi en su totalidad por las líneas de partido del Senado y la Cámara de Representantes del estado, contó con la oposición de un único republicano, el senador Jeff Brandes. El 30 de abril, el Senado aprobó una versión revisada del proyecto de ley que la Cámara votó dos días antes, el último día de la sesión legislativa de Florida.

La Unión Americana de Libertades Civiles de Florida se opuso al proyecto de ley 90 del Senado, calificándolo como una forma de “supresión de votantes”.

“Ciertos legisladores están silenciando a los floridanos al restringir el acceso a las urnas [y] nuestros funcionarios electos no deberían dificultar a los floridanos el ejercicio legal de su derecho al voto. Es un día triste para nuestra democracia”, condenó Kara Gross, directora legislativa y consejera política principal.

Mientras DeSantis firmaba el proyecto de ley en un Hilton de West Palm Beach, sólo el programa de Fox News “Fox & Friends” cubrió el momento.

Laura Enrione – BLes.com