Redacción BLes– El presidente del Comité Nacional de Derecho al Trabajo, Mark Mix, presionó al candidato presidencial estadounidense demócrata, Joe Biden, para que rechace su vinculación con líderes sindicales corruptos.

Mix parece haber aludido al ex presidente del sindicato United Auto Workers (UAW), Gary Jones, demócrata  quien resultó culpable de malversación de fondos, chantaje y evasión de impuestos, según The Washington Free Beacon del 17 de julio. 

Jones despilfarró más de un millón de dólares de los fondos del sindicato en costosos cigarros, bebidas alcohólicas de primera calidad, cenas lujosas, vacaciones, salidas de golf y ropa.

Mix envió un comunicado al candidato demócrata Biden, quien también es exvicepresidente de Estados Unidos, en el que le planteaba concederle la prioridad de los trabajadores y no la de los líderes sindicales corruptos. 

“Poner los derechos de los trabajadores por encima de las demandas de los jefes sindicales”, fue uno de los puntos destacados por Mix en su carta dirigida a Jones.

“Parece como si los funcionarios de la UAW estuvieran deliberadamente parados en una estratagema clínica para ‘agotar el tiempo’ en el Departamento de Justicia de Trump, con la esperanza de que su administración los deje libres”, señaló Mix, agregando que es expectativa de los funcionarios los impulsaría a despilfarrar por millones los fondos de la asociación, destinados al bienestar de los trabajadores.

Los líderes de la UAW arrastran un largo historial de corrupción, en el que los compromete una investigación que durante 5 años ha condenado a 11 de ellos, y en la que han gastado 2,3 millones de dólares en asistencia legal.

Entre condenados se encuentra el ex vicepresidente y delegado del DNC Norwood Jewell, quien admitió sobornos de los ejecutivos de Fiat Chrysler.

Lo que llama la atención es que ante esos escandalosos resultados Biden diga que se siente “orgulloso de estar junto a la UAW”.

La corrupción es una lacra que ronda persistentemente a Joe Biden y a su hijo Hunter, quienes están involucrados en negocios millonarios en Ucrania y China, desarrollados cuando Biden ejercía la vicepresidencia de EE. UU.

José Hermosa-BLes.com