Redacción BLes – El exfiscal estadounidense, Joseph DiGenova, afirmó que el exdirector del FBI, James Comey, “estableció un estándar de mala conducta” en la agencia “con su propio comportamiento”.

“La gente bajo James Comey sabía que él quería exonerar a Hillary Clinton para que ella pudiera ser presidente y [también] sabían que si ella perdía [Comey] querría encontrar una manera de incriminar a Donald Trump y a muchas otras personas”, señaló DiGenova en una entrevista a OAN.

Por eso, el abogado del FBI de la era Comey, el Sr. Klein Smith, tomó un correo electrónico de la CIA que decía que el asesor de campaña del presidente Donald Trump en 2016, Carter Page, era uno de sus activos y una persona de confianza y lo modificó para que dijera que no era su agente ni un elemento en el que confiar, argumentó DiGenova.

Muchos funcionarios creían que podían hacer este tipo de cosas y que no les pedirían responsabilidades porque todos sus superiores: James Comey, Andrew McCabe, etc. “formaban parte de un plan para tender una trampa al presidente de los Estados Unidos. Incriminar a Carter en esa orden FISA era parte del proceso de hacer caer al presidente”, especificó.

Ahora, en cambio, gracias a la investigación del inspector general Michael Horowitz –continuó diciendo el analista político–, ahora conocemos una gran cantidad de información sobre la mala conducta no solo del FBI sino también de los altos funcionarios del Departamento de Justicia (DOJ) bajo el mandato de Obama.

DiGenova señaló que no le sorprendió saber que tanto el FBI como el DOJ cometieron más de 50 violaciones de sus políticas para obtener las órdenes FISA que les permitieron vigilar las comunicaciones de Page, y “espiarlo físicamente”.

“No se trata sólo de Carter Page, cuyos derechos civiles fueron violados, el FBI usó un pretexto para tratar de averiguar un forma de espiar a otras personas de la campaña de Trump y Carter Page fue la pieza clave”, destacó el exfiscal.

“Ninguna persona del FBI ha hecho más daño al FBI que James Comey, y ni toda su santurronería ni su auto-elogio público podrán nunca superar la infamia de lo que hizo”, concluyó.

[súmate a nuestro grupo “Latinos por Trump” y déjanos tu opinión]

Te puede interesar: Clinton-China: La verdadera colusión (Parte 1)

videoinfo__video2.bles.com||732de8603__

Ad will display in 09 seconds