Redacción BLes– Un senador republicano de Kentucky se ha sumado a los llamamientos para que se investigue el supuesto seguimiento de Tucker Carlson por parte de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA).

El senador Rand Paul envió una carta abierta al director de la NSA, el general Paul Nakasone, para solicitar una investigación sobre el supuesto espionaje y desenmascaramiento de la agencia al presentador de Fox News.

“Carlson es un periodista, que actualmente presenta el popular programa de noticias ‘Tucker Carlson Tonight’, y como tal debe recibir las protecciones de la libertad de prensa garantizadas por la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos”, dijo Paul en la carta. “Carlson alegó recientemente en su programa de televisión que la NSA … leyó sus correos electrónicos privados relacionados con su intento de entrevistar al presidente ruso Vladimir Putin”.

Paul también exigió saber exactamente cómo la NSA filtró los correos electrónicos privados del presentador a diferentes empresas de medios de comunicación.

“La NSA [supuestamente] también desenmascaró su identidad y filtró sus correos electrónicos privados, que lo identificaron por su nombre a otros en la prensa”, dijo.

El senador invitó a la NSA a demostrar que no vigiló ni filtró las comunicaciones electrónicas de Carlson.

“Soy lo suficientemente abierto para creer, si se me dan pruebas convincentes, que la NSA puede estar diciendo la verdad”, dijo.

Sin embargo, está insatisfecho con la publicación de la agencia en Twitter que niega que Carlson haya sido alguna vez un “objetivo de inteligencia” y afirma que no tiene planes de “intentar sacar su programa del aire.”

“Cuando una larga cadena de abusos llevados a cabo por la NSA evidencia un diseño consistente para evadir la ley y violar las libertades constitucionalmente protegidas de la gente, la NSA debe hacer más que tuitear un desmentido cuidadosamente redactado para ser confiable”, dijo.

Le recomendamos: TRUMP mostró su APOYO al PUEBLO CUBANO y le dio un ULTIMÁTUM a BIDEN

Ad will display in 09 seconds

Paul espera que el general Nakasone ayude a restaurar la credibilidad de la NSA mostrando un compromiso real con la transparencia.

“[Comience] por ser completamente honesto con el pueblo estadounidense y explicar en detalle si la NSA llevó a cabo la vigilancia de Tucker Carlson en su papel de periodista, … si usted o cualquier otra persona dentro del gobierno federal aprobó su supuesto desenmascaramiento, y si los correos electrónicos privados del Sr. Carlson fueron compartidos con cualquier otro reportero u organización de noticias”, dijo.

El senador también envió al director cuatro preguntas y le obligó a responder.

La primera pregunta si Carson ha sido alguna vez un objetivo de la NSA, o si la agencia recogió incidentalmente sus comunicaciones electrónicas relacionadas con sus intentos de entrevistar al presidente ruso Vladimir Putin.

“¿Ha obtenido la NSA, por alguna razón y de alguna manera, las comunicaciones electrónicas de Carlson relacionadas con su intento de entrevistar a Vladimir Putin?”, le preguntó.

El republicano también quiere saber si la NSA cumplió con la ley federal, que exige el uso de procedimientos de minimización durante la vigilancia para proteger las identidades estadounidenses.

“Si Carlson fue efectivamente desenmascarado, ¿cuál fue la justificación legal para su desenmascaramiento?”, dijo.

Por último, también quiere saber si el general Nakasone investigó personalmente si las acusaciones de Carlson son ciertas.

“¿Hubo una filtración de los correos electrónicos del señor Carlson a otros periodistas u organizaciones de noticias?”, dijo. “En relación con esto, ¿se ha comprometido a llevar al filtrador o filtradores ante la justicia?”.

Las preguntas se produjeron después de que el líder republicano de la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy (republicano de California), anunciara que el miembro de mayor rango del Comité de Inteligencia de la Cámara, Devin Nunes (republicano de California), investigaría a la NSA tras las acusaciones de Carlson.

“La NSA no puede ser utilizada como un instrumento político, y los republicanos de la Cámara de Representantes garantizarán la responsabilidad y la transparencia”, dijo McCarthy en un comunicado.

Carlson reveló en junio que una persona del gobierno federal le llamó para advertirle de que la NSA había interceptado sus correos electrónicos y mensajes de texto en un intento de eliminar su programa.

“Supimos de un informante dentro del gobierno de Estados Unidos que se puso en contacto con nosotros para advertirnos de que la NSA, la agencia de seguridad nacional, está monitoreando nuestras comunicaciones electrónicas y está planeando filtrarlas en un intento de sacar este programa del aire”, dijo.

“Es una afirmación impactante y, normalmente, seríamos escépticos. Es ilegal que la NSA espíe a los ciudadanos estadounidenses, es un delito”, añadió.

Dan Knight – BLes.com