Redacción BLes- A medida que se aclaran los casos de fraude en el proceso electoral de EE. UU. es incierto si la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, será reelegida, y el reconocido autor y excongresista Newt Gingrich percibe aún más grave el futuro del partido demócrata.

Para Gingrich el hecho de que los líderes demócratas insistan en imponer políticas de la izquierda radical los aleja de la mayoría de los estadounidenses, y así colapsaría a todo el partido según reseña el medio alternativo Planet Free Will el 11 de noviembre.

“Creo que Nancy Pelosi está tratando de montar dos tigres diferentes, un tigre de izquierda que quiere hacer toda una serie de cosas que el americano medio piensa que son una locura y un pequeño pero muy asustado tigre moderado que sabe que si va al 2022 y la administración Biden es radical y Pelosi es radical, probablemente todos van a ser arrasados”, advirtió Gingrich. 

Te puede interesar:

Gingrich citó el caso en el que Biden nombró como asesor para tratar la pandemia del virus PCCh (Partido Comunista de China) al oncólogo Ezekiel Emanuel, quien expuso ideas radicales sobre el delicado tema.

Emanuel propone no suministrar cuidados especiales a los ciudadanos mayores de 75 años, por considerar que ya vivieron suficiente, según una publicación del 2014. 

También propone desarrollar la vacuna y distribuirla en el resto del mundo en vez de dar prioridad a los estadounidenses.

“Tienes a Ezequiel Emanuel que es un asesor principal de Biden que dice que deberíamos regalar nuestra vacuna al resto del mundo antes de dársela a los americanos…”, dijo Gingrich.

Y agregó: “También dice que las personas mayores de 75 años no deberían recibir cuidados médicos inusuales porque ya han vivido una vida plena”.

Y cuestionó: “Ahora, ¿cómo puedes tener a ese tipo en el grupo de trabajo de COVID (virus PCCh) cuando las personas que mueren son, principalmente, mayores de 75?”.

Por ahora no solo es incierto que Pelosi sea reelegida como presidenta de la Cámara de Representantes, sino que Biden llegue a la Casa Blanca. 

Al parecer los casos de fraude descubiertos hasta ahora además de devolver al presidente estadounidense, Donald Trump, los votos que le corresponden, dan indicios de hechos aún más graves como podría ser una fuerte intervención del PCCh para alterar los resultados a favor de Biden.

Con base en proyecciones hechas por los medios en los primeros días después de las elecciones, Biden fue nombrado ‘presidente electo’, y en función de ello empezó a organizar un supuesto equipo de transición.

En este equipo, además de nombrar a cerca de una docena de funcionarios vinculados con el especulador internacional George Soros, incluyó a Emanuel, a quien menciona Gingrich.

Por su parte, el líder republicano de la minoría de la Cámara de Representantes, Kevin McCarthy, republicano por California, mencionó las peleas internas que protagonizan los representantes demócratas tras las pérdidas en las votaciones, y la fuerte tendencia izquierdista del partido.

Por lo que dijo en parte de sus comentarios: “Se están gritando unos a otros si deben llamarse socialistas o no. No son el mismo partido que en el 2018”.

Además aludió a los problemas que tienen los demócratas de la Cámara de Representantes entre sí y con Pelosi.

“Ella tiene peleas internas porque les prometió que ganaría suficientes escaños para que se quedaran con la mayoría esta vez y la próxima”, dijo, lo que no ha sido así hasta ahora.

José Hermosa-BLes.com