Redacción BLes– El presidente Joe Biden fue reprendido por el arzobispo católico Joseph Naumann el viernes 3 de junio, por presentar un plan de presupuesto federal que incluía el apoyo directo de los contribuyentes a los abortos electivos.

Según el Church Militant, Naumann, que preside el comité provida de la Conferencia Episcopal de Estados Unidos, pidió al Congreso que rechazara el plan de Biden y protegiera a los bebés no nacidos.

El presidente del comité provida pidió a los legisladores que mantengan la Enmienda Hyde en cualquier propuesta de presupuesto federal y “trabajen por un presupuesto que realmente construya el bien común de todos.”

En sus declaraciones del 28 de mayo, Naumann dijo: “Hay aspectos en la propuesta presupuestaria del presidente Biden que ayudarán a las personas vulnerables. Sin embargo, el Congreso debe rechazar la propuesta de la administración de subvencionar la muerte de niños no nacidos.”

“Ningún miembro de nuestra gran nación es más débil, más vulnerable o está menos protegido que el niño en el vientre materno”, dijo.

La Enmienda Hyde, una medida bipartidista de hace décadas que prohíbe la financiación por parte de los contribuyentes de los abortos electivos en Medicaid, se elimina en la propuesta presupuestaria de Biden para 2021. La enmienda, que salva vidas, ha contado con un fuerte apoyo del público, incluido el del presidente Biden, pero la multimillonaria industria del aborto quiere ahora que se derogue.

Le recomendamos: En 2016 un ALTO MILITAR CHINO TRAZÓ la PROPAGACIÓN de un VIRUS a EE. UU

Ad will display in 09 seconds

“Durante casi medio siglo, la Enmienda Hyde y las disposiciones relacionadas han protegido a los contribuyentes de la financiación de la mayoría de los abortos. Estas políticas cuentan con un amplio apoyo por parte de demócratas y republicanos”, ha declarado Naumann en su respuesta.

“El aborto financiado por los contribuyentes representa un fracaso para servir a las mujeres en su maternidad, financiando la desesperación y la muerte en lugar de la esperanza y la vida”, declaró el arzobispo.

Dijo que la Enmienda Hyde ha “protegido a millones de bebés no nacidos y madres en circunstancias difíciles de la tragedia del aborto.”

Según el Instituto Charlotte Lozier, la enmienda ha salvado la vida de unos 2,5 millones de bebés desde 1976, de los cuales unos 60.000 cada año.

Naumann afirmó en mayo que los políticos católicos que apoyan el aborto están “creando escándalo al animar a otros a hacer el mal”. También criticó a Biden por haber eliminado en abril las prohibiciones de apoyo de los contribuyentes a la obtención de partes del cuerpo de bebés abortados para su estudio científico.

Según Marjorie Dannenfelser, presidenta de la Lista Susan B. Anthony, el presupuesto de Biden ofendería la conciencia de la gran mayoría de los estadounidenses.

“Durante más de cuatro décadas, la familia Hyde de políticas provida ha mantenido a los contribuyentes estadounidenses fuera del negocio del aborto, y el propio Hyde ha salvado casi 2,5 millones de vidas”, declaró Dannenfelser. “El presupuesto de Biden podría poner las enmiendas pro-vida de larga duración y bipartidistas en el tajo, y el Congreso debe luchar. Animamos a nuestros aliados a que sean incansables en la lucha por preservar el principio común de Hyde y a que rechacen cualquier presupuesto que omita protecciones vitales a favor de la vida.”

Dawn Barlowe  – BLes.com