El gobernante californiano ha mantenido reuniones con empresarios y consultores para recaudar fondos para su proyecto presidencial anticipando que Biden no buscará la reeleción en 2024.

Debido al cansancio físico y mental de Biden, el Partido Demócrata sabe que no podrá presentarse nuevamente en 2024 para la reelección y en su lugar están buscando alternativas.

Si bien el candidato natural sería Kamala Harris, la vicepresidente, ninguna encuesta la da ganando una elección presidencial, y la ex senadora californiana mantiene un nivel de imagen negativa sin precedentes. Por esto, el establishment demócrata está preparando la candidatura de otro californiano.

Todas las rutas conducen al actual gobernador de California, el ultra-izquierdista Gavin Newsom, y ya está armando un equipo de campaña y se está preparando para ser el próximo candidato presidencial en las elecciones generales de 2024 por el Partido Demócrata.

“Después de que terminen estas elecciones de mitad de período, absolutamente va a anunciar que se postula para la presidencia una vez que Biden anuncie que no se postula”, dijo al New York Post un destacado recaudador de fondos de California con estrechos vínculos con la familia Newsom.

La intención de Newsom de postularse también fue confirmada por otro filántropo cercano a la familia, que actúa como donante y puntero demócrata en el área de Los Ángeles y que está liderando la campaña del gobernante californiano buscando empresarios que financien la campaña.

Según el medio demócrata CNBCNewsom se ha estado reuniendo con los mismos ejecutivos de Wall Street que apoyaron la campaña de Biden para pedirles que financien su proyecto presidencial y abandonen al actual presidente por sus visibles y serias limitaciones de salud.

A su vez, el gobernador también se ha contactado con Heather Podesta, una veterana puntera política del área de Washington D.C., para que lo conecte y programe reuniones con decenas de empresarios y consultores políticos para un evento de la Asociación de Gobernadores Demócratas que se realizará la próxima semana, donde buscará oficialmente informarle a los demás dirigentes de su partido sus intenciones.

 

 

La semana pasada, en un intento desesperado por ganar atención nacional y sin mencionar al expresidente Trump, Newsom desafió a un debate al actual gobernador de Florida, Ron DeSantis, para abordar dos temas: el aborto y la respuesta de Florida a la pandemia, a la que Newsom considera como “muy flexible” pese a que la estrategia de DeSantis fue la más exitosa y es considerada como un modelo a seguir en el país.

Desde julio, el gobernante demócrata está usando el dinero de los contribuyentes californianos para financiar sus aspiraciones políticas comprando anuncios publicitarios que se trasmiten en los canales locales de Florida, invadiendo así de propaganda política al estado sureño y dándose a conocer nacionalmente. El californiano cree que el principal objetivo de los demócratas debe ser ganar Florida.

Newsom es un defensor de las cuarentenas estrictas e impuso una de las políticas sanitarias más duras del país, lo que provoco un éxodo de ciudadanos californianos a estados republicanos nunca antes visto.

Miembro de una familia con larga trayectoria en el Poder Judicial, desde que llegó a la gobernación, Newsom abolió la pena de muerte, convirtió a California en un infierno fiscal y promovió el aborto sin limitaciones hasta el noveno mes.

Por su parte, pese a que es inusual que en Estados Unidos los presidentes no busquen un segundo término, Biden no ha dado ningún indicio de querer buscarlo.

 

 

En una entrevista que se transmitió el domingo, el mandatario dijo que su intención de postularse a un segundo mandato sigue vigente, pero que es “demasiado pronto” para tomar una decisión al respecto y que aún está por verse.

La idea de Newsom es preparar su campaña en las sombras hasta mediados del año que viene, cuando Biden blanqueará sus problemas de salud. En ese momento, algunas fuentes indican que podría dar un paso al costado o intentar seguir gobernando, pero en ambos escenarios no se presentará a la reelección, y el californiano quiere que Biden anuncie públicamente que apoyará su candidatura presidencial..

Fuente: derechadiario.com.ar

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.