Redacción BLes– En un vídeo difundido la semana pasada, Rashard Turner, fundador de la rama de Black Lives Matter en St. Paul, Minnesota, dijo que abandonó el movimiento después de “conocer la fea verdad” que hay detrás del grupo.

Turner nació y creció en Minneapolis. Cuando tenía dos años, su padre fue asesinado a tiros. Tras el incidente, Turner se quedó con sus abuelos porque su madre no podía cuidar de él. Turner dijo que sus abuelos hacían hincapié en la importancia de la educación, informó The Post Millennial.

“Me dijeron que si iba a cambiar mi vida para mejor, la educación era la respuesta. Así que trabajé duro en la escuela, entré en la Universidad de Hamlin y obtuve un título universitario, el primero de mi familia. Luego hice un máster en educación en la Universidad St. Mary de Minnesota”, dijo Turner. “Soy la prueba viviente de que, sin importar tu inicio de vida, la educación de calidad es un camino hacia el éxito”.

En 2015, Rashard Turner estableció el capítulo de BLM en St. Paul, Minnesota. En su video, expresó su deseo de que la organización promoviera la dignidad de la vida negra, informó The Blaze.

“Quiero el mismo éxito para nuestros niños en nuestras comunidades. Por eso, en 2015, fui fundador de Black Lives Matter en St. Paul”, explicó Turner en el vídeo. “Creía que la organización representaba exactamente lo que el nombre implica, las vidas negras sí importan”.

Le recomendamos: CNN en CAÍDA LIBRE desde que TRUMP dejó la CASA BLANCA

Ad will display in 09 seconds

Sin embargo, como infiltrado, vio que el grupo tenía poco que ver con aquello por lo que decía luchar.

“Sin embargo, después de un año dentro, me enteré de que se preocupaban poco por la reconstrucción de las familias negras, y se preocupaban aún menos por mejorar la calidad de la educación de los estudiantes de Minneapolis. Eso quedó claro cuando denunciaron públicamente las escuelas concertadas junto al sindicato de profesores”, dijo Turner. “Yo estaba dentro de Black Lives Matter. Y aprendí la fea verdad. La moratoria de las escuelas concertadas no apoya la reconstrucción de la familia negra. Pero sí crea barreras para una mejor educación de los niños negros. Renuncié a Black Lives Matter después de un año y medio. Pero no dejé de trabajar para mejorar las vidas de los negros y el acceso a una gran educación”.

Turner dejó la organización para convertirse en presidente y director ejecutivo de la Unión de Padres de Minneapolis, cuyo objetivo es ayudar a los niños en la transición a escuelas exitosas y prepararlos para el futuro.

“Es un trabajo duro, y nos enfrentamos a fuerzas que no quieren que tengamos éxito. Pero el éxito es posible”, dijo Turner. “Basta con mirarme a mí y a los cientos de niños y familias a los que hemos ayudado a tener una gran educación, a romper las cadenas de la pobreza y a llevar una vida de éxito”.

¿Qué han dicho otros?

Las madres negras de personas asesinadas por la policía -y supuestamente ayudadas por BLM en las secuelas- también están hablando en contra de BLM.

Según el New York Post, Samaria Rice, la madre de Tamir Rice, un niño de 12 años brutalmente abatido por la policía de Cleveland en 2014, acusó a BLM de explotar las tragedias de los negros.

“Se están beneficiando de la sangre de nuestros seres queridos, y ni siquiera quieren hablar con nosotros”, dijo Rice.

En abril, Tamika Palmer, la madre de Breonna Taylor, arremetió contra la rama de BLM en Louisville, calificándola de “fraude”.

“Podría entrar en una sala llena de gente que dice estar aquí por la familia de Breonna y que ni siquiera sabe quién soy, he visto cómo recaudan dinero en nombre de la familia de Breonna que nunca ha hecho una maldita cosa por nosotros ni la hemos necesitado ni pedido, así que hablen de fraude”, dijo Palmer.

Oliver Cook – BLes.com