Redacción BLes – Cuando Donald Trump asumió su presidencia en 2017, tuvo la posibilidad de firmar un documento para allanar la residencia de Hillary Clinton, así como lo hicieron con él este 8 de agosto. Sin embargo, Trump decidió no hacerlo.

Durante un debate presidencial en Estados Unidos de cara a las elecciones de noviembre en 2016, el entonces candidato republicano dijo directamente a Clinton que en caso de ganar, designaría un fiscal especial para investigar sus delitos y que si fuera por él, estaría en la cárcel.

En su momento, los medios de comunicación alineados al establishment acusaron a Trump de querer perseguir a su rival.

Sin embargo, la BBC informó que cuando ganó las elecciones, y tenía todo listo para investigar a la ex primera dama, decidió momentáneamente no hacerlo, aunque sí aclaró que esa opción no estaba descartada.

Mira el informe completo en el siguiente video

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

Al enviar este formulario, acepto los términos.